MIéRCOLES 13.12.2017
Whatsapp: (221) 5710138
Región Capital | LA PLATA | Cobertura REALPOLITIK

Por el silencio de Nación y Provincia, el reclamo de los Médicos Comunitarios se trasladó a la comuna

REALPOLITIK | 11 de octubre de 2017
Por: MARIANA SIDOTI

Diversos profesionales de la salud que integran el programa nacional Médicos Comunitarios, acéfalo desde hace ya varios meses, se concentraron en la municipalidad de La Plata para exigirle una respuesta al intendente, Julio Garro, acerca de su continuidad laboral. 

El programa depende de Nación, pero no tiene un titular a cargo. Lentamente se va desfinanciando -el gobierno prevé bajar un 20 por ciento de recursos el año que viene- y todo apunta a un cierre en 2021, lo que dejaría cerca de 12 mil personas sin trabajo.

En la capital bonaerense son más de 160 los y las trabajadoras -médicas, enfermeras, trabajadoras sociales, ginecólogas, psicólogas, odontólogas- que brindan sus servicios en centros de atención primaria (salitas) de los barrios más humildes de la ciudad. 

"Nosotras entendemos que somos trabajadoras municipales. Que nuestro salario venga de Nación no significa que la respuesta de la municipalidad no pueda ser seria, con compromiso y presupuesto acorde para que cuando el programa deje de funcionar, podamos garantizar nuestra continuidad laboral", explicó a REALPOLITIK Pilar Martin, una de las trabajadoras afectadas.

Desde la mañana, permanecieron bajo un gazebo instalado en la puerta del Palacio municipal, junto a dirigentes de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) y la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires (CICOP), realizando una radio abierta.

Según detalló Martin, el sueldo promedio de un médico comunitario es de 10 mil pesos y este año, además, no recibieron el aumento previsto: "Se lo pedimos a Nación y nos dijeron que no nos lo iban a dar, se lo pedimos a la municipalidad y nos dijeron que tampoco. Así que estamos tratando de que el municipio se haga cargo de nuestro aumento, porque es octubre y todavía no lo cobramos".

La cuestión salarial se suma a la falta de insumos y la precaria contratación de los trabajadores, que son "becados" cuyos contratos se renuevan cada tres meses. Tienen garantizada la obra social, no así el aguinaldo. Por eso, aun cobrando un sueldo menor a la canasta básica, a muchos y muchas les es imposible cobrar algún tipo de salario familiar.

Las y los médicos comunitarios platenses ya se reunieron con distintos funcionarios municipales -de las áreas de Personal y Salud- pero todavía no consiguen una audiencia con el intendente Garro. No saben, en principio, cómo el municipio podrá garantizar ese 20 por ciento de financiación que necesitarán para sostener sus sueldos.

"Nos piden que tengamos paciencia, que confiemos en ellos, pero la realidad es que nosotras ya veníamos reclamando esta situación con la gestión anterior", explicó Martin. La idea prima del programa era que los trabajadores estuvieran 2 años realizando una capacitación, bajo la modalidad de beca, para luego pasar a formar parte de la planta municipal.

"Pero eso nunca pasó. Tenemos compañeras que ingresaron ahora, otras hace 11 años o hace 5", precisó Martin y añadió que, de entrar como contratadas o planta del municipio, piden "que se respete nuestra antigüedad y nuestro salario. Que se mantengan las condiciones laborales, aunque sean precarias, porque las tenemos ahora. Que el ingreso a la municipalidad no nos haga retroceder en términos salariales o de derechos. Eso, según nos dijeron, no lo van a poder garantizar". (www.REALPOLITIK.com.ar)

NOTICIAS RELACIONADAS


¿Qué le parece esta nota?


Comente esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.