LUNES 20.11.2017
Whatsapp: (221) 5710138
Universitarias | Exclusivo REALPOLITIK

Medicina de la UNLP: Intentaron truchar la votación del decanato y casi se van a las piñas

REALPOLITIK | 26 de octubre de 2017

Emulando a las grotescas discusiones que día a día se presentan en los programas de chimentos, las autoridades de la facultad de Medicina de la Universidad Nacional de La Plata parecieran dirimir todos sus inconvenientes a los gritos, ante los medios de comunicación y con la intervención de la Justicia.

Ya no es una novedad. La historia de inconvenientes que, lejos de resolverse puertas adentro, trascienden el edificio de la calle 60 y adquieren carácter público es larga y complicada. Tanto, que la intervención de la Justicia en la facultad de Medicina no representa una sorpresa para nadie. Ocurrió durante el tira y afloje por el examen de ingreso eliminatorio; con los alumnos que se graduaron bajo medida cautelar y ante la existencia de profesores vinculados con la dictadura que asoló al país entre 1976 y 1983. Siempre el mismo modus operandi: cartas documento, discusiones, medios de comunicación y finalmente la Justicia.

Hace apenas unas horas, cuando aun restaban unos minutos para que se dé comienzo a la elección de profesores para la facultad de Medicina, se desató una discusión sobre la posibilidad de agregar a la votación a veinte profesores extraordinarios consultos.

Julio Mazzotta, secretario de Asuntos Jurídicos y Legales de la Universidad Nacional de La Plata, intervino en la elección para dejar en claro que “los profesores consultos con mandato vencido no pueden votar. Así lo señalan el estatuto y el reglamento electoral. Y el decanato agregó al padrón a profesores que hace entre diez y quince años que no ejercen la docencia”. De este modo, se procedió a eliminar el derecho de voto a veinte docentes que, a instancias de la Justicia, estaban bajo una situación completamente irregular.

Julio César Hijano, secretario académico de la facultad y candidato a decano del mismo edificio, insistía en que voten igual. Para ello, se valía de una insólita explicación: una carta documento que nadie vio.

Según Hijano, “un profesor avisó que hizo una presentación ante la Justicia, para habilitar un padrón adicional”. Cuando Mazzotta le pidió dicha presentación, el candidato a decano admitió que no la tenía en su poder.

Fue entonces que estalló el escándalo. Ante los ojos de una treintena de profesores, el candidato a decano de la facultad de Medicina y el secretario de Asuntos Jurídicos, se trenzaron en una feroz discusión entre gritos y empujones.

Mientras Mazzotta reclamaba ver la documentación, Hijano aseguraba que “ya iba a llegar”. El candidato pidió entonces habilitar una segunda urna para que voten los profesores en conflicto, y que sea agregada a la urna oficial en caso de que la orden judicial, finalmente, se haga presente. Mazzotta le respondió que cuando llegara la orden, podrían votar los denunciantes.

“Lo que pedía Hijano era insólito”, aseguró Mazzotta, “quería que dejemos votar a personas que estaban en situación irregular basados en una supuesta orden que solamente él conocía pero que nadie había visto jamás. Además, nunca aclaró si esa supuesta cautelar habilitaba a uno, a dos, o a los veinte docentes irregulares”.

Finalmente, ambos protagonistas fueron separados por los profesores y se comenzó el proceso electoral. Hacia el cierre del primer día de los comicios, pasadas las 18.00, la orden judicial aun no había llegado. (www.REALPOLITIK.com.ar)

NOTICIAS RELACIONADAS


¿Qué le parece esta nota?


Comente esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.