Viernes 18.10.2019 | Whatsapp: (221) 5710138
3 de abril de 2018 | Judiciales

Panorama REALPOLITIK

Gonzalo Borsani, empresario platense, nuevamente acusado de estafa y lavado de dinero

“En aquel momento todo se paró. Incluso había una orden de captura en su contra, pero de golpe todo desapareció. Con toda seguridad, ahí se puso mucha plata para callar a todos”, confiesa una persona de su círculo íntimo.

“Es un nuevo rico. Por eso comenzó a despertar sospechas. Tiene problemas de inseguridad y quiere que todos sepan que tiene mucha plata, aunque nadie sepa cómo la hizo”, comentó uno de sus empleados de Herencia, una de las franquicias que Gonzalo Borsani posee en la ciudad de La Plata.

Algo similar opinó un ex empleado de Kosiuko City Bell. “Acá nunca se entendió cómo funcionaba el local. No vendíamos nada, incluso había días que cerrábamos la caja en cero. Sin embargo, de alguna manera siempre aparecía más y más plata. Era imposible sostener ese local, salvo que saques el dinero de otro lado”. Por allá, Borsani suele pasearse en su moto Ducati o en alguno de sus muchos vehículos de alta gama. Cómo hace este joven de 35 años para mantener ese tren de vida continúa existiendo en el mundo del misterio. “Los locales Kosiuko y Herencia Custom Garage que posee en La Plata y City Bell dan pérdida. Es imposible que esgrima que esos locales sustentan su modo de vida, del mismo modo que nadie puede creer que es un empresario hábil”, completó.

Aparentemente, la habilidad de Borsani pasa por otro lado. Luego de ser agente de EDELAP durante casi tres años, entre 2008 y 2010, se habría visto envuelto en un escándalo de estafas y sobreprecios. Incluso, se habría descubierto que enviaba parte del dinero a una estación de servicio en Miami. “En aquel momento todo se paró. Incluso había una orden de captura en su contra, pero de golpe todo desapareció. Con toda seguridad, ahí se puso mucha plata para callar a todos”, confiesa una persona de su círculo íntimo. “Fue todo muy raro. La familia Borsani nunca tuvo un peso, era gente de laburo. De un día para el otro aparecieron con viajes a Estados Unidos, estaciones de servicio y autos importados. Literalmente de un día para el otro. Después se supieron otras cosas, como que Gonzalo había estafado hasta a su propio suegro, pero eso es otra historia”, asegura Leo, un ex empleado de Kosiuko que lo acusa de malos tratos y de “ignorar completamente el negocio”.

Fue de ese mismo círculo que llegó a REALPOLITIK la versión que asegura que las causas de Gonzalo Borsani en el juzgado número 5 de Ernesto Kreplak habrían comenzado a moverse nuevamente. Habrá llegado, tal vez, el momento de justificar el desmedido patrimonio de la familia Borsani, sus frecuentes viajes a una estación de servicio en Miami, sus motos Ducati y sus autos de alta gama, la imponente casa en el country Abril de su familia y mucho más. Todo, con negocios que no funcionan. (www.REALPOLITIK.com.ar)

¿Qué te parece esta nota?

VER COMENTARIOS

Comentá esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.