DOMINGO 22.07.2018
Whatsapp: (221) 5710138
Judiciales | Panorama REALPOLITIK

Junín: Confirman que la ayudante fiscal suspendida actuó en connivencia con comisarios de la PFA

REALPOLITIK | 16 de mayo de 2018

La fiscalía General que comanda el doctor Juan Mastrorilli, junto con su equipo de instructores judiciales en la causa penal y administrativa que ordenó investigar, tuvo los primeros resultados que desculan la otra trama oscura y cuasi mafiosa de este caso policial y judicial.

REALPOLITIK pudo a acceder a documentación reservada y precisa sobre la causa penal y administrativa que lleva adelante Mastrorilli. Como resultado de las investigaciones, se pudo establecer que la ayudante fiscal Claudia Ezeiza no actuó sola en los delitos e irregularidades judiciales dadas a conocer oportunamente por este medio, sino que tuvo el apoyo y la connivencia de los comisarios jefes de la Policía Federal de Junín: el comisario inspector Rubén Haidar (jefe de área primera) y el comisario Carlos Fregenal (jefe de la delegación de Junín de la PFA).

Esta connivencia con los jefes de la Policía Federal para armar la causa trucha en contra de su propio personal, es una cosa muy poco común. Según explicó una fuente judicial, las pruebas que los incriminan son cruces de llamadas pedidas por los instructores judiciales. A eso se suman los testimonios de los actores y conversaciones telefónicas con la jefatura de la Policía Federal, en la persona del comisario general Roncaglia Néstor, y los testimonios de los policías afectados por esta trama oscura.

Esta historia dio inicio cuando la ayudante fiscal Ezeiza le pidió mediante un oficio al comisario Fregenal que informe a la brevedad la nómina del personal que fue comisionado a la ciudad de Lincoln, a fin de realizar tareas investigativas o judiciales, y que se remita copia de oficio a la fiscalía sobre las actuaciones en particular del comercio de origen chino sito en la calle Martin Irigoyen al 701 de Lincoln. El comisario le responde mediante nota escrita que reza lo siguiente: “Atento a eso, se le informa que con fecha del 18 de abril del corriente año una brigada a cargo del inspector Ignacio de Bernardo conjuntamente con el cabo primero Alberto Lázaro y el cabo Javier Irazábal, todos numerarios de esta unidad a bordo del móvil no identificable Ford Focus dominio AB069BK, fueron comisionados a realizar tareas de inteligencias en el marco de actuaciones judiciales por infracción a la ley 23.737 en trámite de la UFI Nro. 8. Asimismo, en virtud el juzgado Federal de Junín en el marco caratulados, Huang Xuejing solicita carta de ciudadanía ante este juzgado, se haga constatación de domicilio en la calle Martin Irigoyen 701 de Lincoln”.

Esto habría llevado a que el asiático en cuestión -según la ayudante fiscal- se acerque a las oficinas de la fiscalía para radicar una denuncia sobre un pedido de coima por parte de los policías federales que lo fueron a entrevistar, para favorecerlo en el informe ambiental para el otorgamiento de la ciudadanía. Ante este suceso, la fiscal le pide pruebas, y el asiático le dio una filmación pero sin sonido e imágenes que no confirman que este le diera dinero al personal policial. Llamado a rectificar y firmar la denuncia, el chino nunca volvió a las oficinas de la fiscalía.

En la declaración que brindó el comisario Fregenal ante la citación de la fiscalía General, este dice que la medida fue tomada por la superioridad (Superintendencia de Seguridad Interior) en virtud de un llamado que le hizo la ayudante fiscal a su celular oficial y que otro personal subalterno “vendería información” en cuanto a allanamientos que se realizan en Lincoln. Ante este panorama, baja a entrevistarse con la ayudante fiscal el comisario inspector del área primero Rubén Haidar para hacer tareas investigativas del hecho denunciado por Ezeiza. El resultado de esto, según refiere el comisario Fregenal, es negativo, sin perjuicio de lo cual y dando entidad al llamado de la funcionaria judicial se pone en disponibilidad a los tres policías de la brigada y se le da el pase al otro subalterno a la delegación de Córdoba.

Ante este panorama las pruebas que obran en las manos de la fiscalía General echarían por tierra todo este mejunje de la ayudante fiscal y los comisarios, ya que el cruce de llamados e intervención de teléfonos indicaría por la fiscalía dice todo lo contrario: que quien llamó a la fiscal y habló con ella fue el comisario Fregenal y este llamó al comisario inspector Haidar, más los testimonios reunidos y las actuaciones judiciales. Todo esto probaría la opereta que estos personajes llevaron adelante para deshacerse del personal de brigada, cosa que resulta inaudita.

Fuentes confiables de Asuntos Internos de la Policía Federal relataron a este portal que los comisarios se querían “sacar de encima” al personal de brigada ya que estos se habían negado a realizarle la recaudación ilegal para la caja en negro que manejan los jefes. Por otra parte, un móvil (un viejo 504 Peugeot) que estaba asignado a la dependencia que no funcionaba, tenía vales de nafta por el monto de unos 7 mil pesos que habrían canjeado por dinero en efectivo en una estación de expendio de combustible YPF denominada Santa Rita, de la ciudad de Junín, gracias a un empleado llamado Fabio. También comentaron en Asuntos Internos que el comisario inspector Haidar, cuando se hizo cargo del área primera, para hacer las tareas administrativas le daba al personal hojas “de a una”, no cargaba nafta a los móviles asignados y tenía un manejo poco claro de la caja chica, como cuando compró tachos de pintura verde para pintar la dependencia  pero esta seguía del mismo color. Por otro lado, hace un tiempo habría intentado “mejicanear" a los “patas negras” (Policía Bonaerense) y como vuelto estos le habrían robado el móvil no identificable asignado de la puerta de la delegación Morón PFA y metieron tras las rejas a un suboficial que le habría realizado una recaudación ilegal, sin que él haga nada para evitarlo.

Por todos los hechos que involucran a estos nefastos personajes, el fiscal General Mastrorilli lo citó a declarar el jueves pasado al comisario inspector y simultáneamente ordenó sacarle todas las causas que investigaban y estaban en manos de la jefatura delegación Junín de la PFA por total desconfianza y otras yerbas. También Asuntos Internos de la PFA habría ordenado la inmediata reincorporación del personas afectado que estaba en disponibilidad por la “truchada” de la ayudante fiscal y los comisarios en cuestión y dispuso un sumario administrativo para juzgar la conducta al comisario Fregenal por los hechos acontecidos.

COMINICADO EMITIDO POR LA FISCALÍA GENERAL   

La fiscalía General del departamento judicial de Junín informó que ante la existencia de actuaciones disciplinarias y una denuncia penal por irregularidades en la investigación de un delito de hurto, el procurador General de la Suprema Corte de Justicia decidió suspender preventivamente a la ayudante fiscal de Lincoln, doctora Claudia Ezeiza.

El artículo 14 del reglamento disciplinario del ministerio Público de la provincia de Buenos Aires prevé esta medida para funcionarios o empleados sometidos a proceso penal.

En el caso, la funcionaria fue citada a declarar a tenor del artículo 308 del Código Procesal Penal, por los delitos de encubrimiento agravado por su condición de funcionaria pública, en concurso ideal con abuso de autoridad, en calidad de autora. Ello en el marco de la IPP 09-00-008681-17 que tramita por ante la UFIJ Nro. 1 del departamento judicial de Mercedes. (www.REALPOLITIK.com.ar)

NOTICIAS RELACIONADAS


¿Qué te parece esta nota?


Comente esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.