Lunes 10.12.2018 | Whatsapp: (221) 5710138
12 de julio de 2018 | Judiciales

BAHÍA BLANCA | Panorama REALPOLITIK

La ruta del dinero K: La Justicia avanza sobre toda una familia socia de Báez en Bahía Blanca

Acorde a la investigación, las empresas Calvento y Penta eran proveedores falsos de Constructora Patagónica, propiedad de otro bahiense, José Antonio Ferreyra, quien niega toda culpabilidad en los problemas fiscales de su empresa. Éste, a su vez, le facturaba servicios a Austral Construcciones, de Lázaro Báez.

Cuando la Justicia federal comenzó a investigar a Lázaro Báez por enriquecimiento ilícito, asociación ilícita y lavado de activos, dejó archivada una denuncia de la Justicia bahiense que lo consideraba el líder de una banda dedicada al manejo de dinero sucio. Esta semana, sin embargo, resolvió avanzar en firme con la investigación que alguna vez pareció olvidada. En la causa se encuentran involucrados varios integrantes de una reconocida familia local de apellido Ficcadenti.

Silvio Ficcadenti creó el Grupo Penta, que desde el año 2011 es considerado “Moroso Incobrable” por el Banco Central. Pese a ello, libró cheques sin fondos en el año 2012. Poco tiempo después formó la sociedad Calvento, cuyo cuit fue cancelado luego de aparecer en el listado de grandes deudores de Arba. Mauro Ficcadenti, su hijo menor, denunció en el 2011 el robo de documentación del baúl de su Volkswagen Golf. Según declaró, en el hecho desaparecieron 3 cajas con toda la documentación contable del Grupo Penta que, casualmente, en aquel momento estaba siendo investigado por la Justicia.

Franco y Enzo Ficcadenti, hermanos de Mauro  e hijos de Silvio, crearon la empresa Terrafari, ubicada en la calle Pedro Pico 1086. La empresa tiene su clave inactiva, aunque se encuentra actualmente acusada de ser una usina de facturas truchas.

Acorde a la investigación, las empresas Calvento y Penta eran proveedores falsos de Constructora Patagónica, propiedad de otro bahiense, José Antonio Ferreyra, quien niega toda culpabilidad en los problemas fiscales de su empresa. Éste, a su vez, le facturaba servicios a Austral Construcciones, de Lázaro Báez.

Así, la Justicia determinó que Constructora Patagónica se cargaba con costos falsos a partir de facturas truchas de Calvento y Penta, para luego sobrefacturar a Austral Construcciones y permitir así la salida de dinero sucio de Báez, además de evadir IVA y Ganancias.

Hasta el momento, pudieron comprobarse operaciones por más de 20 millones de pesos. En la denuncia también está involucrada la AFIP, dado que se negó a analizar la contabilidad de Constructora Patagónica. De haberlo hecho, habría encontrado que más del 50 por ciento de sus costos derivaban de empresas falsas.

Desde el año 2016, la jueza Mirta Filipuzzi que entiende en la causa, consideró “necesario y pertinente disponer medidas para evitar el eventual provecho de los delitos imputados” y les prohibió salir del país a todos los integrantes del clan Ficcadenti. (www.REALPOLITIK.com.ar)

ETIQUETAS DE ESTA NOTA

Bahía Blanca, Lázaro Báez

¿Qué te parece esta nota?

VER COMENTARIOS

Comentá esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.