Martes 16.10.2018 | Whatsapp: (221) 5710138
8 de agosto de 2018 | Pelota dividida

Los millones no alcanzan

Estudiantes concretó la firma del crédito con el Banco Itaú, pero se quedó corto

Verón es quien tracciona los acuerdos comerciales, e incluso habría conseguido una reunión no oficial con Mauricio Macri para destrabar el acuerdo por el préstamo. Él y sus millones garantizan la tranquilidad que una comisión endeble no transmite.

En honor a la verdad, el acuerdo no tiene comparación con lo que el propio presidente Juan Sebastián Verón había prometido en la asamblea realizada para aprobar la hipoteca de la sede social. No obstante ello, “en épocas de crisis, este crédito es inédito”, se escuchó repetir hasta el cansancio a los directivos consultados en el locro solidario que se realizó con motivo de los 113 años de vida del club. Por lo bajo, casi sin quererlo, admitieron que el dinero no alcanzará para cubrir lo que resta de la obra.

Ciertamente, la obra del estadio dejó al descubierto varios puntos flacos en la gestión: Marcelo Deluca, el dirigente más apuntado por propios y extraños, vio agotar el consenso entre sus pares y pareciera desde hace un buen rato que todos los temas más importantes del club esquivan su despacho.

En segundo lugar, el club mostró debilidades groseras en la comunicación, al anunciar en diferentes oportunidades la concreción del crédito con la empresa china Gold Max, oficialmente o filtrando información a los medios a través del secretario de prensa Javier Porta. Esto hizo que los socios pierdan credibilidad y debilitó la imagen de Verón al mando del pincha.

Del mismo modo, la puja entre el área de Fútbol, que buscaba conseguir más recursos económicos para sostener el plantel y conseguir refuerzos, y el área de Finanzas tuvo un nuevo capítulo, dejando en evidencia que no hubo un comportamiento acorde a la situación de austeridad que se esbozaba en los medios, sino simplemente una mala gestión de compra al traer muchos jugadores que no tuvieron continuidad, pero que costaron montos considerables de dinero.

Existieron, naturalmente, algunos puntos positivos que es necesario destacar. En primer lugar, la figura de Verón probó ser positiva para la institución, incluso luego de un torrente de malas decisiones. Es él quien tracciona los acuerdos comerciales, e incluso habría conseguido una reunión no oficial con Mauricio Macri para destrabar el acuerdo por el préstamo. Él y sus millones garantizan la tranquilidad que una comisión endeble no transmite.

Por otro lado, el que viene picando en punta puertas adentro del club pareciera ser Juan Prates. Su bajo perfil y dedicación le valieron un lugar en la “mesa chica” de Verón, desplazando a otros dirigentes de mayor trayectoria pero menor empuje.

La acreditación de los 5 millones de dólares habilitará horas de júbilo y alivio entre la comisión directiva. Distinta será la actitud del presidente Verón, para quien pareciera haber llegado el momento del balance y volver a pensar en lo que sigue. (www.REALPOLITIK.com.ar)

¿Qué te parece esta nota?

VER COMENTARIOS

Comentá esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.