Domingo 02.10.2022 | Whatsapp: (221) 5710138
26 de septiembre de 2018 | Nacionales

Entrevista REALPOLITIK.FM

Duggan, sobre el caso Nisman: “Fue una avivada porque eso te remitía directamente a Cristina”

El periodista Pablo Duggan dialogó con RADIO REALPOLITIK (www.realpolitik.fm) sobre su libro “¿Quién mató a Nisman?” y el caso de la muerte del fiscal. “Muchos creen que si Stiuso le hubiese atendido el teléfono, tal vez Nisman no se suicidaba”, aseguró.

HORACIO DELGUY

por:
Alejandro Costanzo

El periodista Pablo Duggan dialogó con RADIO REALPOLITIK (www.realpolitik.fm) sobre su libro “¿Quién mató a Nisman?” y el caso de la muerte del fiscal. “Muchos creen que si Stiuso le hubiese atendido el teléfono, tal vez Nisman no se suicidaba”, aseguró.

A continuación, lo más destacado de la entrevista.

RP.- ¿Qué contiene el libro?

El libro, para mí, lo más fuerte que tiene es que condensa todas las pericias. Acá, contrariamente a lo que la gente cree, es un caso recontra fácil, no es complicado o difícil. Acá no hay misterio, las pericias, que son las más importantes, son sobre las manchas de sangre que hay en el baño, que la hace Policía Federal, y la pericia fundamental, que es en la autopsia, luego avalada por la Junta Médica, de 14 médicos, que revisó todo lo que se dijo en la autopsia.

La pericia de manchas de sangre demuestra con un gran análisis, dice con toda claridad, explica cada mancha, y todas las manchas juntas remiten a una especie de escena previa, de tres dimensiones. Con cada gota, depende cómo impacta, se sabe de qué altura partió hasta impactar en ese lugar, con qué velocidad y con qué cantidad de sangre. Entonces eso te permite armar una escena de tres dimensiones del baño y esa escena es muy contundente: Nisman parado frente al espejo, solo, con la puerta del baño cerrada. Eso te da que es imposible que haya participado una tercera persona. Además no hay ningún telón entre las manchas y donde impactaron. Esa pericia da con contundencia "suicidio". Yo la analizo, la hago más digerible, la explico.

La autopsia da con toda claridad el motivo de la muerte y que no intervinieron terceras personas. No tiene golpes, cortadura, drogas que le hayan generado una sumisión química, nada que permita imaginar la presencia de una tercera persona en la escena de la muerte. 

Después cuento toda la historia de la denuncia contra Cristina, por qué la presenta y demás, y después una radiografía muy profunda del fiscal Nisman: Cómo fue su vida, su relación con la mujer, con el poder, con la AMIA, con los familiares de la AMIA, entre otras. 

RP.- ¿Por qué el actual gobierno se empeña y empeñó en decir que en realidad lo mataron?

Eso fue la utilización política. Empezaba el año electoral y Cambiemos tenía una oportunidad, una bala de plata. Cambiemos, Clarín y toda la gente que no la quiere a Cristina Kirchner, estaba fervorizado por aprovechar esa elección y mi interpretación es que el asesinato de Nisman es la primera “fake news” grave que sufrió Argentina en materia política. Yo siempre digo que no hay que hacer política con los cadáveres ni con mentiras. Después con ideas, con críticas, está bárbaro. Es más, yo he sido muy crítico del gobierno de Cristina, y ahora lo estoy siendo también con éste. Lo que digo es que fue una avivada, la de conectar la muerte de Nisman con un asesinato porque eso te remitía directamente a Cristina, que lo mandó a matar. También es lógico que la gente lo hubiera pensado porque el acababa de denunciarla, pero yo hago este ejercicio de sentido común: "Si nadie encontró al asesino es porque fue un asesinato realmente complicado. Ese asesinato, ¿se genera, planea y ejecuta en cuatro días?" Imposible, requiere mucha más investigación. Eso me lleva a pensar que lo tenían investigado al fiscal y planearon el asesinato con más tiempo. ¿No se dieron cuenta que iba a presentar la denuncia? ¿Por qué no lo mataron antes? Después con la denuncia presentada, matarlo no tenía ningún sentido. Es más, con matarlo inflaron la denuncia. La denuncia era un disparate, un mamarracho, no resistía ningún análisis y Nisman, lo mejor que le podía pasar a Cristina, es que fuera el lunes al Congreso e hiciera agua, porque no tenía nada para decir.

RP.- Una cosa que se habló es que los servicios de inteligencia operaron para que Nisman llegue al suicidio, pero usted en su libro marca la faceta de la vida personal del mismo ¿Estaba destruido psicológicamente?

No tenga ninguna duda. Desde que presenta la denuncia en adelante son todas malas noticias para él, una atrás de la otra. Se le van desmoronando, no las denuncias, sino su vida entera. Presenta las denuncias entre otras cosas para que no le echaran de la fiscalía AMIA, porque estaba convencido de que lo iban a echar, e iba a ser así, tarde o temprano, porque era un inútil completo, porque ya los familiares lo querían echar y aquel gobierno estaba enfrentado por el problema del memorándum. A él lo afecta muchísimo el despido de Stiuso, que es echado de la SIDE en diciembre del 2014. Él piensa: "Ya con Stiuso afuera estoy muerto" porque era todo para él. Era su jefe, su socio, su apoyo. Muchos creen que si Stiuso le hubiese atendido el teléfono, tal vez Nisman no se suicidaba. Éste lo deja solo a Nisman, porque se enoja debido a que el kirchnerismo interpreta que la denuncia contra Cristina no era del fiscal, a quien no le daban demasiada entidad, sino que creían que era una locura que se le había ocurrido a Stiuso en represalia por haberlo echado. Pero no había sido de él, sino que fue una idea loca de Nisman para que no lo echaran, perder todo y caer en desgracia. 

Ahora, con la denuncia presentada, en esos 4 días se da cuenta que todo le sale mal, lo abandona la Organización de la Comunidad Judía, Stiuso, todo Comodoro Py se le viene en contra, etcétera. Él sabía que perdía todo, se enfrenta además con su familia, su futuro era afuera de la causa AMIA y probablemente preso por la corrupción que tenia, todo el mundo sabía que manejaba un presupuesto millonario y que se robaba una parte, además que tenía una cuenta de 600 mil dólares en Merril Lynch en Estados Unidos. 

RP.-  ¿Qué mirada tiene acerca de las llamadas que recibió de Laura Alonso y Patricia Bullrich en esas horas finales?

A esas llamadas se les da mucha importancia y yo no creo que sea así. Bullrich Alonso le complicaron la vida invitándolo a ir al Congreso. Eso era algo que él no esperaba ni le convenía para nada. Pero en un momento de éxtasis, cuando todos le festejan la denuncia, comete el error de aceptar esa presencia y se va dando cuenta, cuando habla Ronald Noble, cuando reaccionan los jueces, que él iba a ser agua, que no tenía ninguna fuerza para sostener una denuncia que era un mamarracho. Hasta el diario La Nación lo critica, hace 4 o 5 preguntas que no iba a poder contestar: ¿Por qué presentó la denuncia tres años después? ¿Por qué no le intervino los teléfonos a D’Elía y Esteche? ¿Por qué creía que el gobierno se había vuelto loco y quería proteger a Irak?, entre otras. 

RP.- ¿Cómo era su perfil como persona y su relación con la familia?

Él termina interrumpiendo el viaje de 15 con su hija, que se planeó durante un año. Eso la vuelve loca a la mujer Arroyo Salgado y en el día a día se produce un intercambio de mensajes terribles, donde Nisman confiesa que estaba hecho mierda, textual. Aparte ella le dice que no va a ver más a sus hijas, después hablan haciendo una referencia a una especie de amenaza muy fuerte que ha habido de Arroyo sobre él, relacionada con aspectos muy oscuros: Ella le echa en cara que él consumía prostitución VIP, y me imagino que eso termina impactando de manera terrible en el fiscal. 

Esto realmente lo destruye, es el corazón de los problemas que tiene Nisman. Esas conversaciones fueron escondidas por Arroyo Salgado y fueron recuperadas hace un mes, en la última fase de la pericia tecnológica sobre los aparatos electrónicos del fiscal.

RP. -¿Por qué Arroyo Salgado actuó como actuó, asegurando que fue un asesinato, participando activamente de la marcha, entre otras medidas?

En el fondo lo más entendible de ella es el por qué. Creo que ella no se movió con intencionalidad política sino que lo hizo por un solo tema, ella sintió culpa. Porque a los dos días de haber muerto el fiscal, ella se presentó en la justicia para ser tenida como querellante y dice que a Nisman lo mataron. Por supuesto no tenía forma de saber nada de eso, estaba en Europa cuando pasó, no tenía ninguna información, ningún dato. Se bajó del avión, firmó el escrito y lo presentaron. 

La hija también se sentía culpable. Le mandó unos mensajes a su padre cuando ya estaba muerto que dicen: "Papá, yo no estaba enojada con vos, tus hijas te amamos", después le pone "vas a estar mejor que acá, en paz". Eso dice que la chica se sentía culpable, que el padre estaba totalmente atribulado y pasando un pésimo momento y ella se sentía culpable de haber perdido contacto. (www.REALPOLITIK.com.ar)


ETIQUETAS DE ESTA NOTA

Pablo Duggan, Alberto Nisman, Jaime Stiuso, ¿Quién mató a Nisman?, Sandra Arroyo Salgado

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!