Martes 25.06.2019 | Whatsapp: (221) 5710138
21 de diciembre de 2018 | Gremiales

Un mecanismo que se repite

Papelón en UPSRA: El interventor del gremio mandó a romper las cámaras y golpear a los empleados

Los manejos de Jorge Triaca en el Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU) se repiten en la Unión Personal de Seguridad de la República Argentina (UPSRA), donde el escándalo y las maniobras fraudulentas se convirtieron en moneda corriente.

El gremio se encuentra actualmente intervenido. En las últimas semanas se dieron a conocer algunos de los manejos espurios implementados por el ex ministro de Trabajo, Jorge Triaca, que ponen en tela de juicio su administración fraudulenta ante la existencia de diversos casos de corrupción, en un modus operandi que el ex funcionario macrista llevó a la práctica en varios sindicatos.

La intervención de UPSRA estuvo plagada de controversias a lo largo de estos dos años, con recambios frecuentes de funcionarios a cargo de la medida. En 2018, Patricio Lombilla reemplazó a Roberto Porcel, con la misión de allanar el camino al secretariado general a Léonidas Riquelme, promovido por el propio Triaca y Luis Barrionuevo.

A sabiendas de que el escándalo iba en aumento, y tras la filtración de algunos videos que complicaban la situación, Lombilla tomó una drástica decisión y mandó a romper todas las cámaras de vigilancia que estaban colocadas en la sede del sindicato e, incluso, en unas imágenes se lo ve a él mismo arrancando los cables.

En ese accionar lo acompañaron su abogada personal, Mónica Reina, junto a su colega Luciano Bracamonte, escoltados por los patovicas que venían de la intervención del SOMU, que también sufrió el mismo proceso por parte del ex ministro de Trabajo, para realizar las maniobras recaudatorias que son moneda corriente.

Una de las medidas que tomó Lombilla fue separar a algunos empleados del servicio en el que trabajan, sin previo aviso y sin ninguna justificación. Como contrapartida, aquellos que fueron apartados decidieron realizar una protesta para encontrar alguna respuesta por parte de las autoridades, pero con lo único que se toparon fue con una patota que responde al interventor.

El mecanismo es el mismo que se repitió en otros sindicatos: poner gente allegada a Triaca para hacer negocios, sumado a la duplicación de sueldos de actores cercanos al ex funcionario. Por tal motivo, separan a quienes no estén bajo su órbita y no respondan a las directivas, para poder manejar a gusto y piacere la caja de los gremios.

El próximo 14 de enero se deberían llevar a cabo las elecciones que determinen las nuevas autoridades de UPSRA, aunque por el momento las cabezas del sindicato se encargan no solamente de hacer negocios, sino además de romper las instalaciones y golpear a los empleados que exigen respuesta ante las maniobras espurias del interventor. (www.REALPOLITIK.com.ar)

¿Qué te parece esta nota?

VER COMENTARIOS

Comentá esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.