Miércoles 16.10.2019 | Whatsapp: (221) 5710138
19 de septiembre de 2019 | Judiciales

Ver para creer

La Justicia clausuró dos “jaulas” donde encerraban presos en la U23 de Varela

La Comisión Provincial por la Memoria bonaerense logró que la Justicia ordenara el cierre definitivo de dos “leoneras” donde los presos estaban alojados a la intemperie, sin comida y ningún tipo de asistencia. 

HORACIO DELGUY

por:
Mónica Galván

Fue en la unidad 23 de Florencio Varela. La subdirectora del programa Inspecciones del Comité contra la Tortura, María Victoria Noielli, dijo a este medio que “había siete personas en una leonera ubicada en el sector control, a la intemperie. Era una jaula. Y otra leonera igual en un lugar cerrado con menos personas. Todos viviendo en condiciones inhumanas, sin alimentos y sin tener un lugar donde hacer sus necesidades”.

El procedimiento ocular es parte del programa de inspecciones que el organismo bonaerense realiza en las unidades carcelarias. De ese registro parten las presentaciones judiciales frente a las irregularidades que viven los presos. Justamente la grave situación derivó en la denuncia y la intervención del juzgado correccional Nro. 5 de Quilmes.

“Nos constituimos en la unidad 23 para inspeccionar distintos sectores: separación de convivencia, lugares de admisión, sabiendo de los niveles escandalosos de sobrepoblación y nos encontramos que había siete personas encerradas en una jaula, bajo temperaturas bajísimas que llevaban casi una semana”, contó Noeilli.

“Estaban en condiciones inhumanas, paupérrimas, no tenían dónde hacer sus necesidades, bajo el frío y no podían tapar la reja con frazadas porque no quedaban a la vista del control. Entonces tenían apenas unas frazadas a una altura baja. No recibían comida porque la decían que no eran población estable de esa unidad con lo cual comían lo que le daban algunos detenidos”, narró. 

La superpoblación y la situación de deterioro de las cárceles en la provincia se repite. Por eso Noeilli afirma que “ya sabíamos de antemano lo que pasa en esos encierros”.

“Tras la supervisión el equipo de inspección hablamos con los detenidos y enviamos un habeas corpus a la Justicia. Los detenidos fueron reubicados pero además pedimos el cierre de las jaulas, que fue finalmente clausurada” agregó. 

Hace unos días un equipo del CPM se constituyó para verificar si se había cumplido la orden judicial. Allí estaba la jueza Sandra Martucci con un perito ingeniero y un perito fotógrafo. Se ordenó al servicio penitenciario el cierre y las personas fueron reubicadas. “En este momento no se están alojando detenidos en esos sectores. Las unidades 23 y 24 tienen niveles escandalosos de sobrepoblación y la situación es crítica”, cerró Noielli.

La UP 23 cuenta con 482 plazas, más 562 personas por el cupo impuesto por el Servicio Penitenciario (total de 964 detenidos). Cuando el equipo de Noielli llegó para la inspección en el lugar había 1.526 personas alojadas. (www.REALPOLITIK.com.ar)

ETIQUETAS DE ESTA NOTA

CPM

¿Qué te parece esta nota?

VER COMENTARIOS

Comentá esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.