Sábado 27.02.2021 | Whatsapp: (221) 5710138
24 de abril de 2020 | Interior

No todas son malas noticias

La lucha contra la pandemia posibilitó el acercamiento entre viejos rivales políticos en Tucumán

La cuarentena ha puesto en jaque a la sociedad. En algunas provincias, la situación excepcional profundizó la grieta. En otras, como en Tucumán, ocurrió lo inverso. Dos viejos rivales, el gobernador Juan Manzur y el intendente de la capital, Germán Alfaro, se reunieron ayer, con la presencia del secretario de Gobierno municipal, Rodolfo Ocaranza.

No hubo fotos. La gravedad de la situación excede largamente las exigencias del marketing político. La razón del encuentro fue la distribución del proporcional del paquete de casi 1.300 millones de pesos que anunció el gobierno nacional para auxiliar a las provincias entre las intendencias de de Tucumán.

De acuerdo con los números que maneja Alfaro, a la capital provincial le corresponderían unos 80 millones de pesos, el 40 del 13 por ciento a distribuir entre los municipios. 

Aunque el tema de ese reparto no quedó cerrado, el diálogo fue cordial e incluyó también la preocupación no sólo por la manera más adecuada para afrontar la cuarentena sino, sobre todo, el proceso posterior de recuperación de la economía, que quedará gravemente afectada por el prolongado impasse. 

Hay preocupación, sobre todo, por la actividad de los comercios del microcentro y la mora en el pago de los alquileres. También por la brusca caída en la recaudación fiscal que necesariamente se prolongará en el tiempo. 

En coincidencia con la reunión entre Manzur y Alfaro, los empresarios del sector comercial iniciaron una protesta pacífica para hacer oír sus reclamos.  

"El comercio está muriendo”, aseguraron, por lo que decidieron visibilizar su situación para obtener alguna clase de auxilio de las autoridades. 

La metodología de la protesta pacífica, en el ámbito de sus propios negocios, consiste en cubrir sus vidrieras de negro y exponer sus reclamos en carteles. “El objetivo es mostrar cómo serían los comercios sin movimiento, sin empleos y sin abrir las puerta”, comunicó la presidenta de la Cámara de Comercio de San Miguel de Tucumán, Gabriela Coronel.

El reclamo se desarrolla entre las 15.00 de este jueves hasta las 12.00 del hoy. Al cierre, en cada galería y comercio adheridos se entonará el himno nacional argentino. 

Mientras tanto, el gobernador Manzur continuó con su política de auxilio a los municipios del interior para afrontar la crisis alimentaria, distribuyendo 45 millones de pesos entre municipios y comunas, con la excepción de las intendencias más poderosas, como por ejemplo la capital, Famaillá y Las Talitas.

El decreto oficial dispone la distribución de dicho monto “por única vez”, entre 16 municipios y 83 comunas rurales, para ser aplicado a políticas alimentarias. 

"Ante la situación de emergencia acaecida a raíz de dicha pandemia, resulta imperioso velar por la seguridad alimentaria de sectores vulnerables, siendo del caso la implementación prioritaria de un plan de acción inmediata, a efectos de contener las urgencias alimentarias básicas en el interior de la provincia”, informa el decreto 663/3, que si bien está firmado el 27 de marzo recién fue publicado este jueves en el Boletín Oficial. (www.REALPOLITIK.com.ar)

Si te gusta lo que hacemos, te pedimos que nos ayudes a seguir ejerciendo nuestra tarea periodística con la mayor independencia y objetividad posible.

Te invitamos a colaborar con realpolitik

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS