Domingo 12.07.2020 | Whatsapp: (221) 5710138
29 de junio de 2020 | Municipales

En los estudios de REALPOLITIK.TEL

La Plata: Para Di Grazia, su salida de Control Ciudadano “era algo que se esperaba”

El ex secretario de Convivencia y Control Ciudadano habló del trabajo que están realizando desde el municipio, mediante operativos para asegurarse que se respeten las políticas impulsadas por el Poder Ejecutivo nacional en pos del cuidado contra el coronavirus.

por:
Silvia Cellini

Roberto Di Grazia, el saliente secretario de Convivencia y Control Ciudadano de la municipalidad de La Plata, visitó los estudios de REALPOLITIK TELEVISIÓN (www.realpolitik.tel) para realizar un balance de su gestión y analizar el trabajo de la gestión en el control de la pandemia. "El intendente hace poco sacó todo el personal municipal a las calles, hemos tenido alrededor de 24 operativos en el casco y dos o tres en cada delegación", comentó.

A continuación, lo más destacado de la entrevista.

RP.- ¿Cómo ve esta salida suya y la llegada de Virginia Pérez Cattaneo?

Era algo que se esperaba. Es una de las secretarías más complicadas del municipio y los cuatro años y medio de gestión fueron récord, nunca un secretario duró tanto. Uno tiene familia y esto es 24 horas, todos los días, sin feriados ni domingos, con todo lo ateniente a la calle. Son materias sensibles y hay un desgaste, es bueno siempre dar una renovación con alguien que venga con empuje y seguir el proceso.

RP.- Se habló de "multas truchas" para recaudación del municipio, ¿esto es verdad?

Multas truchas no se hacen. Las multas que se realizan van al juzgado, que es el que tiene a su cargo impartirlas. Toda aquella que no pase por los parámetros normales no tiene validez. Hay un control, una numeración y van al juzgado de faltas.

RP.- ¿Cómo reclama el ciudadano si se hace una multa que no es racional?

La gente tiene siempre una copia de la multa, lo tiene que llevar al juzgado y ahí lo plantea ante el juez de faltas. Éste tiene que tener ya la multa enviada, en este caso, por la dirección de tránsito, y ahí puede hacer el descargo.

RP.- ¿Cómo ve la circulación en la pandemia? ¿Cómo se están manejando los permisos?

El permiso circulatorio que está vigente, cuando hacemos los operativos, la mayoría de las personas lo tiene. Obviamente hay un sector mínimo que no y ahí se hace una declaración jurada, se cargan los datos en una aplicación y al infractor que está violando la cuarentena se le hará la multa correspondiente y puede tener una causa federal.

El intendente hace poco sacó todo el personal municipal a las calles, hemos tenido alrededor de 24 operativos en el casco y dos o tres en cada delegación, así que estuvo el personal de delegaciones, la gente de tránsito y concejales. Ese control es estricto, nunca es suficiente porque la ciudad es grande, pero se ve en las calles.

Hay una responsabilidad también del ciudadano a que, si no tiene que salir, no lo haga, porque con la circulación se traslada el virus.

RP.- ¿A cuánto oscila la multa?

Eso pasa por el juez que determina y aplica lo necesario. Puede rondar desde los 2.500 pesos. Se determina según el grado de infracción.

RP.- ¿Cómo se está trabajando en la seguridad del municipio?

El trabajo en conjunto con el área de seguridad es esencial. No sólo por las personas, sino porque muchas veces hay motos que no tienen los papeles y se secuestran, y la mayoría de los delitos se producen en moto. El trabajo que hacemos conjuntamente con policía, que se da en los diferentes barrios que se van haciendo operativos, ha tenido gran resultado. Alrededor de 20 a 30 motos diarias se estaban secuestrando.

RP.- Entre el comercio no permitido en la pandemia, ¿cómo se acciona con los ambulantes? ¿Y con las peluquerías y otros locales?

Lo que es ilegal siempre intentamos atacarlo, porque hay una competencia desleal hacia el comerciante que paga todos los impuestos, que tiene un costo de alquileres y personal. Están vendiendo el producto en la vía pública sin pagar nada, ahora más con esta pandemia, que no se sabe el manoseo que puede tener esa mercadería, entonces estamos trabajando con las comisarías de la zona céntrica, haciendo operativos. Obviamente es arduo porque se hacen los controles y vuelven.

En cuanto a los peluqueros, nosotros actuamos por denuncia. Cualquier comercio que esté violando la cuarentena y no pueda funcionar, actuamos. Si vemos que el local tiene las persianas bajas, el inspector no tiene la posibilidad de entrar a la propiedad privada. Cuando esté funcionando el comercio, ahí sí puede ingresar y exigir papeles.

RP.- ¿Qué pasa con los locales clausurados que abren de todas maneras?

Hay una desobediencia manifiesta y eso implica que, una vez que el juez asume que el negocio está de manera ilegal y deja firme la medida cautelar, si sacan la faja tienen causas penales. Pasa a la justicia correccional donde se hace la causa correspondiente.  

RP.- ¿Cómo están funcionando las fotomultas en la cuarentena?

Las fotomultas no funcionan todavía porque hay un tema de homologación de provincia para que funcione. Sí se hace una estadística de multas y cómo maneja el ciudadano.

Hay tótems que lo que hacen es controlar la velocidad del vehículo. Trajo mucho resultado porque se dan cuenta y bajan la velocidad, pero pasa que se tildan, debe mantenerse un servicio, y a raíz de la pandemia el personal de mantenimiento está trabajando a cuentagotas.

RP.- Hay muchas denuncias por el exceso de precios y productos vencidos, ¿cómo participa el municipio en estas clausuras?

Tenemos la línea del 147, ahí nosotros estamos trabajando con defensa al consumidor, salimos con los inspectores a controlar los precios. Muchos supermercados, farmacias o carnicerías han sido clausuradas por este motivo y estamos trabajando continuamente en el área para que no haya un aprovechamiento, más en la pandemia, donde la gente necesita consumir, va a abastecerse y se encuentra con precios desorbitados.

RP.- A raíz de los contagios en la línea 202, ¿cómo se está trabajando con los ciudadanos que necesitan tomarse el micro para ir a trabajar?

Es una gran problemática. Hay que mantener una distancia prudencial porque es el lugar propicio para que se produzca el contagio. A raíz de los picos que tenga el contagio creo que se va a restringir y traerá aparejado que mucha gente tenga transporte limitado.

Es solamente el trabajador esencial el que puede tomar el transporte público. Nosotros hemos hecho muchos operativos, cuando hacemos el control muchas de las personas que viajan y tienen el permiso han quedado en la vereda, teniendo que retornar a sus casas. El hacinamiento, el estar juntos, es más propicio para el contagio. (www.REALPOLITIK.com.ar)

Si te gusta lo que hacemos, te pedimos que nos ayudes a seguir ejerciendo nuestra tarea periodística con la mayor independencia y objetividad posible.

Te invitamos a colaborar con realpolitik

¿Qué te parece esta nota?

VER COMENTARIOS

Comentá esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.