Viernes 21.06.2024 | Whatsapp: (221) 5710138
22 de agosto de 2020 | Nacionales

Desesperación en la familia

Desde hace un año, IOMA le niega un audífono a una niña hipoacúsica

Francesca espera desde el año pasado que la obra social le autorice el dispositivo electrónico. La pequeña es de Miramar, tiene siete años y padece de hipoacusia neurosensorial severa a profunda bilateral prelingüal, una sordera que provocó un retraso en la adquisición del lenguaje.

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing button Twittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir
print sharing buttonImpresión
gmail sharing buttonCorreo electrónico

por:
Mónica Galván

“Le pedimos celeridad a IOMA para cubrir los costos del tratamiento, pero no obtuvimos respuesta. Francesca necesita audífonos que le permitan mejorar su desarrollo”, dijo Fabricio, su padre, a REALPOLITIK. También contó: “En el mes de octubre del 2019 empezamos una serie de estudios auditivos y a fines de noviembre llegamos a este diagnóstico. En diciembre del 2019 presentamos todos los estudios y presupuestos que requiere IOMA para la provisión del equipamiento”.  

Junto a la madre, Marina, la pareja vive el calvario de peregrinar por IOMA, como la innumerable cantidad de afiliados que esperan la autorización de medicamentos, estudios e intervenciones. En medio de la burocracia se pierden vidas y se empeora la salud de muchos pacientes. Desde el momento que presentaron los papeles, tuvieron que realizar infinidad de reclamos. “Entendemos que esta pandemia ha modificado los tiempos, pero ya es momento de tener una respuesta”, señaló el padre. 

Francesca ya atravesó situaciones penosas en su salud. “Ella tiene varios problemas. Principalmente, síndrome de Turner, que afecta su desarrollo, necesita hormonas de crecimiento y le trae complicaciones”, comentó Fabricio. Además, tuvo dos operaciones de corazón y en una de ellas un trasplante de válvula aorta. “Estuvo dos meses en coma y requirió la colocación de marcapasos”, agregó.

Ese trajinar por intervenciones quirúrgicas en tan corta edad le afectó su parte auditiva. “Si bien ella tenía una disminución leve, esto afectó y pasó a ser una lesión severa. Estamos esperando los audífonos para ver si funciona y puede escuchar e ir más adelante a un implante coclear. Pero cuanto más tiempo se tarde peor será”, dijo Fabricio

"Es urgente no seguir perdiendo más tiempo, ya que la audición de nuestra hija se está deteriorando y eso afecta al normal desarrollo del habla, del lenguaje y del aprendizaje. Fran aprendió a conocer el mundo desde otro lugar, pero es su derecho tener sus audífonos y es obligación de IOMA autorizarlos", completó. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!