Domingo 25.10.2020 | Whatsapp: (221) 5710138
12 de octubre de 2020 | Nacionales

Recalculando

Que alguien le avise al presidente

Los números de la semana distan de resultar alentadores. El dólar blue trepó a los 167 pesos y hasta este sábado los contagios de COVID-19 sumaron 883.882 y los muertos a 23581. 

HORACIO DELGUY

por:
Alberto Lettieri

En la economía doméstica las cosas no van mejor: el kilo de tomate escaló a más 300 pesos y la harina subió más del 20 por ciento, amenazando con impactar en el precio del pan. Mientras tanto, el parteaguas dentro del Frente de Todos por la condena a Venezuela no se ha diluido, sobre todo entre los sectores más doctrinarios o ideologizados. Muchos comunicadores y funcionarios próximos a Cristina Fernández se preguntan a qué nivel habrá llegado la gravedad de la situación para ni siquiera haber podido ensayar un voto de abstención.

La disparada del dólar a partir de la aplicación de la medida propuesta por Miguel Pesce parece ser incontrolable. En su momento se advirtió que una decisión similar había llevado a la catástrofe al gobierno de Raúl Alfonsín. Más leña al fuego agregó la política de indexación que la acompañó, contraviniendo el pensamiento de Martín Guzmán. Y cuando el ministro de Economía salió a hacer nuevos anuncios, entre ellos la baja en las retenciones, Pesce aprovechó para anunciar en simultáneo un ritmo más acelerado de depreciación de la moneda respecto de la divisa norteamericana.

La baja en las retenciones dispuesta por el gobierno nacional hasta ahora ha tenido muy poco impacto en la liquidación de divisas, pero arrastró hacia arriba los precios de los productos básicos de la canasta familiar. Más allá de la buena disposición de Guzmán, es sabido que la baja de retenciones alimenta la suba en el mercado interno. El problema es que desde el Banco Central parecen acompañarse los reclamos de una devaluación brutal que permita cerrar la brecha entre el dólar oficial y el informal, que ya llegó a más del 107 por ciento.

Por más que no se lo digan en la cara al presidente, los miembros de su mesa chica coinciden en la necesidad del reemplazo de Pesce. Días atrás sonaba incesantemente el nombre de Carlos Heller para ocupar ese cargo. La respuesta fue inmediata: las empresas corporativas dispusieron un bloqueo del Banco Credicoop. Ahora las miradas se dirigen hacia Sergio Chodos, alguien muy cercano a Cristina Fernández y a Guzmán, a quien acompañó durante el proceso de renegociación de la deuda con los acreedores privados extranjeros. La coordinación entre el ministro de Economía y el presidente del Banco Central es clave, sobre todo en momentos de graves crisis económicas. A la fecha, sólo Alberto Fernández sigue insistiendo en la continuidad del banquero radical en el Banco Central.

Algunos números evidencian cierta recuperación en el sector industrial, que pasó de un funcionamiento del 51 por ciento en julio a un 54,1 por ciento en agosto.  Los mejores resultados se obtuvieron en el rubro de alimentos, bebidas y tabaco y los peores en el textil, prendas de vestir, cuero y calzado. Aún se está muy lejos de lo deseable, pero es uno de los pocos indicadores positivos que pueden presentarse en tiempos de pandemia.

El problema principal es que la mayoría de la sociedad está hastiada de las restricciones, tanto por razones psicológicas como económicas. La mayor parte de los trabajadores argentinos formales se encuentran por debajo de los niveles que permiten escaparle a la pobreza, y los informales están aún a la zaga. El comercio no se recupera y el fenómeno del trabajo pauperizado, impulsado exitosamente por el macrismo, ha continuado profundizándose en el contexto de la pandemia. 

Recién ahora comienzan a advertirse las consecuencias reales de los cuatro años de Cambiemos, que afectaron drásticamente la capacidad de acción del gobierno argentino. La bomba de tiempo que quedó encendida no consigue ser desactivada –nadie, con buena fe, podría creer que esta es una tarea sencilla-, mientras continúan las diferencias y reacomodamientos dentro de la coalición de gobierno. No hay unidad de miras sobre diversos temas estratégicos, que van desde la economía a la seguridad, de las finanzas a las tomas de tierras o a la política internacional. De los laberintos se sale por arriba y exigen cierto nivel de audacia.

Es en este contexto enrarecido por la pandemia que el consejo nacional del PJ decidió rodear a Alberto Fernández para ofrecerle su apoyo. La voz de Alberto Rodríguez Saá fue la única discordante al momento de ofrecerle encabezar una lista única. Han existido objeciones y silencios que aún permiten mantener un interrogante al respecto.

Si bien en su entorno aseguran que al presidente de la Nación no le disgustaría asumir la titularidad del PJ, este todavía parece dudar. Sobre todo desde el momento en que circularon ciertas interpretaciones que afirmaban que se trataba de una maniobra para distanciarlo de Cristina Fernández. En un reportaje concedido a Horacio Verbitsky este domingo, Alberto Fernández salió a desmentir esa opción de plano: “Se equivoca si piensan que voy a distanciarme de Cristina” e inmediatamente reiteró la necesidad de “estar unidos”.  El anuncio, que debía ser formulado en el acto del 17 de octubre, parece haber quedado postergado.

La celebración virtual de la fecha histórica de fundación del peronismo, hace 75 años, es otra cuestión que genera algunas controversias. Buena parte del pueblo peronista quiere salir a festejar de manera presencial, con los debidos cuidados que impone la pandemia. A tal fin se están organizando celebraciones en clubes, unidades básicas, centros culturales y espacios abiertos. Y hasta una caravana de vehículos que se propone recorrer el centro porteño. Quieren revertir la impresión –instalada por los medios opositores- de que el “peronismo perdió la calle”. Consultado al respecto, Alberto Fernández habría manifestado su disidencia, pero nada impediría a los organizadores convocar a título personal o desde las agrupaciones que lideran.

Entre los comunicadores y expertos políticos gana espacio la convicción de que al gobierno actual le convendría rodearse de una mística propia. Definir un sueño compartido, una utopía capaz de enamorar en tiempos de pandemia y de bolsillos flacos. También se sugiere un redireccionamiento de los fondos volcados a pauta publicitaria y financiamiento de medios y de comunicadores, acompañado de la adopción de una estrategia agresiva en las redes sociales.

El viernes pasado el presidente le habló nuevamente al país para extender las restricciones a la circulación. A punto estuvo de apretar el botón rojo, pero finalmente optó por dejar la decisión en manos de los gobernadores. Pese a los gravísimos números que presentan sus provincias, ni Suárez (Mendoza) ni Schiaretti (Córdoba) hicieron caso de sus indicaciones, y continuaron con las aperturas. Lo mismo hizo Horacio Rodríguez Larreta, quien asegura que los números están contenidos en la CABA, aunque existen sospechas sobre alrededor de 1400 decesos producidos fundamentalmente en el mes de julio, y que nunca habrían sido blanqueados. También Axel Kicillof anunció algunas aperturas. El humor social que acompañó a la cuarentena cuando los contagios eran escasos giró drásticamente en sentido inverso, en el momento más preocupante de impacto del COVID-19.

Mientras tanto, la oposición continúa con su prédica anticuarentena, sus convocatorias públicas que exponen al contagio a todos los argentinos y sus negocios inmobiliarios en la CABA, cuya Legislatura se ha convertido, desde hace tiempo, en una escribanía que respalda el saqueo de las tierras públicas y las exenciones al Código de Urbanismo.

“La única verdad es la realidad”, afirmaba el general Perón, quien el 8 de octubre habría cumplido 125 años. No hubo palabras oficiales al respecto, contrastando con las celebraciones que inundaron las redes sociales. Un descuido que debería ser enmendado el próximo sábado.  (www.REALPOLITIK.com.ar)

Si te gusta lo que hacemos, te pedimos que nos ayudes a seguir ejerciendo nuestra tarea periodística con la mayor independencia y objetividad posible.

Te invitamos a colaborar con realpolitik

¿Qué te parece esta nota?

VER COMENTARIOS

Comentá esta nota

Los comentarios publicados a continuación son entera responsabilidad del visitante. Por lo cual, vale aclarar, reflejan exclusivamente la opinión del lector, y no necesariamente la de REALPOLITIK.
Loading...
Su comentario fue enviado correctamente.
Su comentario NO fue enviado. Intente nuevamente.