Miércoles 20.01.2021 | Whatsapp: (221) 5710138
18 de diciembre de 2020 | Pelota dividida

Negocios inmobiliarios

Grupo Delsud: El nuevo auspiciante de Gimnasia acusado de estafas y loteos truchos

El joven Grupo Delsud, recientemente reconocido por incorporarse como sponsor oficial del club Gimnasia y Esgrima La Plata, fue denunciado por estafas recurrentes en la venta de proyectos inmobiliarios.

Días atrás, una investigación de REALPOLITIK dio a conocer la abrupta e irregular irrupción del Grupo Delsud Administración Financiera e Inmobiliaria SRL en el mercado inmobiliario de la región capital bonaerense. Sus dueños son el ex referente del Frente de Todos, Francisco Basualdo Vila, y la empleada del Senado de la provincia de Buenos Aires, Eugenia Martínez, quien es a su vez hija de Jorge Alberto Martínez, presidente de la cooperativa de Agua de Abasto: la zona en donde la empresa mantiene sus principales intereses inmobiliarios.

De un momento a otro, esta pareja de veinteañeros comenzó a comprar medios locales y logró un acuerdo de patrocinio oficial con el primer equipo de fútbol masculino del club Gimnasia y Esgrima La Plata, del que no se sabe oficialmente ningún detalle.

Luego de la primera publicación, varios de los vecinos estafados por el Grupo Delsud se comunicaron con este medio para hacer públicas algunas de las denuncias, muchas de las cuales fueron radicadas en sede judicial.

Buena parte de los estafados se concentran en el emprendimiento inmobiliario conocido como “Campos de Romero”, ubicado en 168 y 515. Grupo Delsud elaboró un proyecto con 76 terrenos, prometiendo contractualmente los lujos básicos de un barrio cerrado, con fecha de finalización 30 de abril de 2019.


Difusión del loteo ilegal en www.desarrollosdelsud.com.ar.

Así se desprende de la cláusula sexta del contrato al que este medio pudo acceder: “El loteo contará con los servicios comunes de electricidad y agua potable”. Y en la siguiente punto agrega: “El loteo contará con las siguientes especificaciones estructurales: a) Alumbrado perimetral (laterales, fondo y frente). b) Cerco verde vivo perimetral (laterales, fondo y frente). c) Calles internas (tosca + calcáreo). d) Portón de ingreso/egreso al barrio. e) Garita de seguridad. f) Postes de alumbrado público”.

Ni una de estas promesas fueron cumplidas por los vendedores Gabriel Gastón Barboni y Carlos Alfredo Rodríguez. Pero lo más preocupante es que ninguno de los compradores podrá vivir legalmente en ese loteo, ubicado en una zona rural y de imposible subdivisión. 

Grupo Delsud venía de hacer una fuerte campaña para vender otro loteo, en un barrio bautizado “Nuevo Romero”, ubicado en 159 y 515, aunque allí solo vendía la posesión de las tierras. Según fuentes judiciales, este es uno de los exponentes del modus operandi de la empresa: ingresarían a lotes ajenos y luego procurarían negociar con los verdaderos dueños, y no son pocos los que terminan engañados por resultarles imposible comprobar que son los reales titulares registrales.

Pero, a diferencia de “Nuevo Romero”, en “Campos de Romero” los costos eran un poco más elevados, porque, supuestamente, estos lotes estaban listos para escriturar, aunque como dijimos anteriormente, la subdivisión de terreno finalmente resultó imposible.

“Por 5 mil pesos te ofrecían un agrimensor para que te delimite el lote, que ya en teoría, con los papeles, quedaba asentado que estaba subdividido”, explicó un damnificado. A comienzos de 2019, los valores de los terrenos oscilaban entre los 200 mil y 450 mil pesos, dependiendo de su cercanía con la entrada. 

La escribana encargada de realizar los boletos de compra - venta fue Leticia Calabria. “Paralelamente, fueron varios los vecinos que empezaron el trámite de escrituración del terreno con esta escribana, quien empezó a dilatar los tiempos y terminó devolviendo la plata porque se dio cuenta que no se podían escriturar”, explicaron.

En ese marco, no es casualidad que, a lo largo de este año, la municipalidad de La Plata ha clausurado alrededor de cuarenta emprendimientos de este estilo: entre ellos, actuó judicialmente contra Grupo Delsud. A raíz de este flagelo, la comuna lanzó una página web para luchar contra la propagación de loteos truchos.


La captura de pantalla corresponde al día de ayer: Grupo Delsud vende su último terreno en el polémico loteo.

Como resulta obvio, la fecha de entrega del loteo de “Campos de Romero”  tampoco se cumplió. “Ellos se comprometieron a terminar el proyecto para el mes de abril de 2019, pero el tiempo pasaba y, aunque reclamábamos, siempre tenían una excusa, generalmente referida a problemas económicos. Como contratara, nosotros veíamos que ellos iban avanzando en otros proyectos que publicaban en su web oficial”.

LA COOPERATIVA, OTRA POLÉMICA

Como indicamos anteriormente, una de las dueñas de Grupo Delsud es la empleada del Senado bonaerense, Eugenia Martínez, cuerpo legislativo que conduce Verónica Magario. Su padre, Jorge Alberto Martínez, actúa como presidente de la cooperativa de Agua de Abasto.

“Lo del servicio de agua fue un tema aparte. Nos cobraban una fortuna para instalarlo pero, por otro lado, el lugar no estaba habilitado. Nunca entendimos cómo pudieron hacer esa clase de trabajos ahí”, señalaron.

El negocio era perfecto: mientras Eugenia Martínez, pareja y socia de Francisco Basualdo Vila, firmaba los recibos de las cuotas de los terrenos, su padre hacía negocios con este servicio esencial.

“Al comienzo pedían 13 mil pesos para instalar el servicio de agua, aunque el trámite normal costaba alrededor de 5 mil. Lo decidieron aumentar de un día para el otro. Eso, en teoría, debía cobrarlo la cooperativa de Abasto, pero de la nada se decidió cobrarle a la administración de Grupo Delsud”, agregaron.


El ingreso a Campos de Romero. 

UN ABOGADO CUESTIONADO

“Los abogados de este grupo son fortísimos, no todos se animan a ir a la Justicia”, explicó un vecino damnificado que mencionó a Gustavo Galasso, quien hasta no hace mucho trabajaba codo a codo con el reconocido Fernando Burlando, como uno de los patrocinantes del Grupo Delsud.

Actualmente, Galasso es acusado junto al fiscal de La Plata, Tomás Morán, de "vender" por 30 mil dólares el desvío de la investigación del doble homicidio de María Martini y Carlos Rodríguez, quienes fueron atacados a tiros dentro de su vehículo en enero de 2008. Hace algunas semanas, la Sala 2 de la Cámara de Apelaciones dio a conocer un fallo que convalidó la investigación que ahora será llevada a juicio.

Finalmente, vale recordar que, hace algunos días, REALPOLITIK dio a conocer que el abogado procesado fue visto ingresando al hogar de Helena de la Cruz, una fiscal vinculada a la causa y domiciliada en el country Grand Bell. Según fuentes judiciales, por increíble casualidad, uno de los familiares de los sindicados en la denuncia vio ingresar al letrado a la propiedad de la funcionaria judicial, que terminó siendo desvinculada de la investigación.


Otro emprendimiento clausurado por la comuna, emplazado sobre una plantación frutihortícola.

EL MIEDO A LAS BARRAS

Los damnificados explicaron que, a pesar de las irregularidades, solo hubo denuncias individuales contra Grupo Delsud. “La denuncia masiva nunca se llegó a realizar. La mayoría de los vecinos tenía mucho miedo, más cuando vimos que terminaron publicitando en la camiseta de Gimnasia. Sabíamos que tenían contacto con el club y a muchos vecinos les agarró miedo de ser apretados por algún tipo de barra"

Y concluyeron: “La mayoría de los vecinos son gente humilde que no tienen recursos, y los que sí lo tienen ya empezaron a construir y no les importó que los hubieran estafado. Quisieron seguir adelante igual a pesar de las amenazas de clausura permanente de las construcciones. Hay historias de gente mayor a setenta años que no tienen margen para otro emprendimiento así, no pueden empezar de cero”. (www.REALPOLITIK.com.ar)

Si te gusta lo que hacemos, te pedimos que nos ayudes a seguir ejerciendo nuestra tarea periodística con la mayor independencia y objetividad posible.

Te invitamos a colaborar con realpolitik

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS