Jueves 25.02.2021 | Whatsapp: (221) 5710138
16 de enero de 2021 | Nacionales

Irresponsabilidad

Como contacto estrecho de un conviviente, Gustavo Arrieta se presentó en un acto público sin barbijo

Marisa Fassi, intendente de Cañuelas y esposa del administrador general de Vialidad Nacional, Gustavo Arrieta, anunció un caso de coronavirus de un familiar conviviente y debió aislarse. Al otro día, su esposo se reunió con el jefe comunal de Las Flores para anunciar obras. Incluso se quitó el barbijo.

En la ciudad de Cañuelas todo queda en familia. Luego de tres gestiones como intendente, Gustavo Arrieta fue sucedido por su propia esposa, Marisa Fassi, quien además es la vicepresidente primera del Congreso Nacional del Partido Justicialista. Arrieta, quien fue diputado nacional y ministro de Asuntos Agrarios de la provincia de Buenos Aires durante la gestión de Daniel Scioli, no se quedó con las manos vacías. Horas después del final de su mandato, estaba asumiendo como administrador General de Vialidad Nacional.

Con fecha del 14 de enero, Fassi publicó un comunicado en su cuenta de Twitter, a través del cual anunció que se mantendría aislada por un caso de coronavirus en el interior de su propia casa. “Quiero comunicarles que, debido a que un familiar conviviente acaba de dar positivo de COVID-19, voy a permanecer aislada, cumpliendo con todos los protocolos correspondientes. Por el momento, no presento síntomas y continuaré trabajando desde mi casa. Sigamos cuidándonos”, aseguró.

Recibió inmediatamente frases de apoyo de numerosos dirigentes y funcionarios, quienes le desearon fuerza, paciencia y le agradecieron su dedicación hacia el pueblo que gobierna, al decidir cumplir con todos los protocolos y aislarse en su propio domicilio.


Gustavo Arrieta rompió todos los protocolos.

Sin embargo, pocas horas después, su marido Gustavo Arrieta publicó fotografías manteniendo una reunión con el profesor de educación física e intendente interino de Las Flores, Fabián Blanstein, y el jefe comunal de la misma localidad, Alberto Gelené, quien se encuentra actualmente gozando de licencia por vacaciones hasta el 10 de febrero.

En la fotografía se los observa portando mascarillas, pero sin ningún tipo de distanciamiento social o protocolos. No obstante, en un punto de la reunión, Arrieta se animó a quitarse el barbijo para dar un discurso a menos de un metro de sus acompañantes, pocas horas después de que su esposa asegure que un “familiar conviviente” -que bien podría ser incluso él, dado que Fassi no dio nombres– dio positivo de COVID-19. (www.REALPOLITIK.com.ar)

Si te gusta lo que hacemos, te pedimos que nos ayudes a seguir ejerciendo nuestra tarea periodística con la mayor independencia y objetividad posible.

Te invitamos a colaborar con realpolitik

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS