Lunes 12.04.2021 | Whatsapp: (221) 5710138
8 de abril de 2021 | Municipales

Adoctrinamiento

Denuncian a la Iglesia Adventista de Baradero por lavado de cerebro y destrucción de familias

Lo hizo un vecino de la ciudad acusando que fue uno de los afectados por esta “secta” ya que “atrapó” a parte de su familia mediante “lavado de cerebros”. Además, aduce que esta situación, que se produjo hace treinta años, perjudicó su actividad económica.

“Me fundieron, me arruinaron mi familia y esto repercutió en mi economía”, fueron las palabras iniciales, en diálogo con REALPOLITIK, de Juan Antonio Etcheverry, un vecino de Baradero. Concretamente, se refiere a la intromisión de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en sus pagos, por 1989, cuyos dueños “son los mismos que Granix”, según denunció, en relación a la empresa de alimentos que tiene una de sus sedes centrales en el territorio que comanda el intendente Esteban "Tito" Sanzio.

Con respecto a cómo afectó a su familia, relató cuál fue el origen del vínculo que actualmente tiene a su ex mujer y a una de sus primogénitas como integrantes del clan religioso. “Mi hija mayor estudiaba piano con una profesora que nos quería conocer y resultó ser que su marido era gerente de Granix. Luego, nos hicimos amigos de ellos hasta que nos bautizaron”, aclaró. “Desde ese momento y por esta secta religiosa, es un verdadero despelote mi familia”, agregó.

“A mí me querían meter como supervisor para arreglar la gente del mundo; finalmente mi ex mujer se terminó quedando con ellos y me dijeron que no iba a salir más de ahí. Son una secta que afectan indirectamente porque en realidad mi familia tiene casa y dinero, aunque tienen la cabeza totalmente lavada”, continuó. En esta línea, detalló cómo esto incidió en su situación económica: “Al separarnos no crecí más, tenía para hacer dos departamentos y no pude. Tuve que ir girando por diferentes lados de residencia y, actualmente, mi casa se está viniendo abajo”.

Asimismo, puntualizó en la denuncia del pastor dominicano Pedro Leonardo Romero sobre la Iglesia Adventista, alguien con el que aseguró que tiene contacto permanente. “A él también lo separaron de su familia y los demandó tanto en Estados Unidos como en México por daños a la mente, después de cincuenta años que formó parte de esa secta”.

Finalmente, Etcheverry indicó que está “buscando abogados” para denunciarlos judicialmente, ya que en los medios de Baradero le cierran la puerta porque el clan religioso tiene “a todos comprados con publicidad”. (www.REALPOLITIK.com.ar)

Si te gusta lo que hacemos, te pedimos que nos ayudes a seguir ejerciendo nuestra tarea periodística con la mayor independencia y objetividad posible.

Te invitamos a colaborar con realpolitik

ETIQUETAS DE ESTA NOTA

Esteban Sanzio, Juan Antonio Etcheverry

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS