Miércoles 16.06.2021 | Whatsapp: (221) 5710138
24 de mayo de 2021 | Interior

De mal en peor

Rosario: Bandas narco exigen pago por protección a comerciantes de los polos gastronómicos

Rosario parece ser el reino del hampa. Como extraído de alguna película sobre la mafia norteamericana de los años 1930, cotidianamente se producen novedades sobre la connivencia entre traficantes, sicarios, políticos, jueces y fuerzas de seguridad.

Esta vez un debate legislativo sacó a la luz el tema de los pagos por “protección” que exigen bandas narco sobre los dos polos gastronómicos -Pellegrini y Pichincha-. Y el entramado es tan funesto que terminó en un enfrentamiento frontal entre legisladores de Juntos por el Cambio.

Todo comenzó en la sesión del jueves pasado, cuando el concejal Roy López Molina (Propuesta Republicana/JxC), quien se ha especializado en controlar las investigaciones vinculadas al narcodelito, hizo un balance de las causas más impactantes de los últimos tiempos. Todas conducen al mismo sujeto: el senador Armando Traferri (PJ). Sin embargo, ninguna de ellas pudo avanzar debido a la protección que recibió de sus pares de la cámara alta.

"Parece que los santafesinos somos ciudadanos de segunda y Traferri de primera porque ni siquiera se lo puede imputar y no veo, en este caso, a los indignados de Twitter que se indignaban con (Marcelo) Saín”, afirmó López Molina, haciendo referencia a quienes descalificaban al ex ministro de Seguridad provincial por sus modos, desinteresándose de sus resultados.

En el Concejo Deliberante rosarino se discutía un pedido de informes sobre cambios de titularidad en los dos polos gastronómicos principales de la ciudad. La denuncia sobre la “protección” exigida por las bandas narco -y su posible terminal en la banda “Los Monos” desde la cárcel- y la invocación de Traferri motivaron una disputa bastante desmañada entre concejales de Juntos por el Cambio.

Carlos “Charly” Cardozo, de la Unión Pro/JxC, salió a contestarle airadamente a su compañero de bancada, López Molina. "No todo es circo mediático, un show para grabar videíto para las redes”, le reconvino. Para luego puntualizar que se había reunido con los comerciantes víctimas de la extorsión junto con la concejala Germana Figueroa Casas (Unión Pro/JxC).

De pronto, lo que había comenzado como una denuncia al accionar de las bandas narco terminó en una puesta en escena de la disputa por el poder dentro de la coalición en Rosario entre Federico Angelini (Unión Pro), a quien responde Cardozo, y Roy López Molina.

López Molina no se quedó en silencio, sino que contraatacó frontalmente en términos poco amables. "Lo conozco mucho al concejal Cardozo, conozco su corazón profundamente, sus métodos, su mediocridad, que yo no me voy a hacer cargo que este tipo proyecte en otros lo que él hace diariamente. Todos los concejales que estamos en este recinto hoy saben cómo hace política el concejal Cardozo: Twitter y videíto. Las proyecciones se resuelven en el diván, no en el recinto de sesiones”, disparó.

El concejal Agapito Blanco, compañero de López Molina, salió a respaldarlo: "Tengo la necesidad de entender lo que está pasando en este recinto, porque después de la alocución impecable del concejal Roy, donde se está diciendo que lo que se está diciendo, ¿es para la tribuna? Entonces cerremos el boliche”.

López Molina señaló que “cuando hubo un cambio en Seguridad (Jorge Lagna reemplazó a Saín), muchos decían que ahora va a llegar la hora de los acuerdos y lo que ocurre precisamente es que en Santa Fe sobran acuerdos, acuerdos con el mundo criminal”. E inmediatamente exigió lo que ya es una costumbre en el Pro: judicializar la política.

Asi López Molina convocó a apoyar al juez José Luis Mascali, que está encargado de decidir sobre la constitucionalidad de la norma que le permite a Traferri ser exceptuado de la investigación debido a sus fueros legislativos.

"Tenemos que estar todos bancando y defendiendo al juez Mascali”, exigió el concejal, quien puntualizó que Traferri no sólo está “hasta las manos” en la megacausa de juego ilegal que se tramita en la Justicia, sino también en un caso de gatillo fácil que terminó con el asesinato del joven Juan Cruz Vitali en un control de tránsito, en el que se investiga el accionar de seis policías.

Al respecto, López Molina señaló que el cruce de llamadas ordenado por la fiscalía determinó la existencia de llamadas entre esos agentes y Traferri, al que le agradecía nsu intervención para mejorar su situación procesal.

Juntos por el Cambio utiliza las sesiones del Concejo Deliberante para definir su interna, el Senado provincial le brinda protección a un acusado de tener vínculos estrechísimos con el narcotráfico, sobre los que abundan las pruebas en sede judicial, mientras que la sociedad rosarina hace mucho tiempo que ha perdido toda expectativa de vigencia de la institucionalidad en la Chicago argentina. (www.REALPOLITIK.com.ar)

Si te gusta lo que hacemos, te pedimos que nos ayudes a seguir ejerciendo nuestra tarea periodística con la mayor independencia y objetividad posible.

Te invitamos a colaborar con realpolitik

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS