Martes 05.07.2022 | Whatsapp: (221) 5710138
26 de marzo de 2022 | Nacionales

Renovación de autoridades

Gastón Manes, el hermano del neurocientífico que se perfila hacia la convención nacional de la UCR

Es tal vez un afiliado radical con mucha realidad militante en su Salto natal, pero el menos conocido a nivel masivo. El hermano del actual diputado no dudó en estampar en letras de molde el apellido familiar en las boletas de las internas partidarias del 2021 para apoyar a Maximiliano Abad y ganarle a Posse y a sus aliados, Storani y Lousteau.

En varios municipios aludieron a la ventaja adquirida con tal apellido impreso en esas boletas, a tal punto que muchos seguidores del centenario partido acudieron a las internas pensando en el fuerte apoyo que darían a una plataforma de despegue para que Facundo, el hermano más conocido iniciara su carrera presidencial.

Lo cierto es que la interna partidaria bonaerense quedó atrás con la consagración de Maxi Abad como actual titular del comité provincia y con Gastón Manes como primer convencional nacional.

Ahora, el capítulo siguiente a una novela que también incluyó la compulsa por el comité nacional, es la presidencia de la convención nacional, máximo órgano de decisión partidario. Por ese ámbito clave pasan temas como la construcción de alianzas, la incorporación o rechazo de nuevas organizaciones a la coalición Juntos y la aprobación de nuevas posturas doctrinarias y programáticas. En tal sentido, muchos hombres y mujeres de Alem esperan con ansiedad un debate respecto de una eventual sociedad o no con los liberales de Javier Milei y José Luis Espert.

También hay que remarcar que el primer tema en el orden del día para esta convención, a celebrarse en abril, será la constitución de autoridades y allí el hermano del neurocientífico tiene apostado un pleno con todas las expectativas para un acierto.

Gastón se arremangó la camisa y la viene remando lentamente para lograr una mayoría importante que sea inclusiva de la mayor cantidad de sectores. Empezó topándose con cierta competencia de parte de alguna alianza entre los gobernadores de Jujuy, Gerardo Morales; de Mendoza, Rodolfo Suárez; y de Corrientes, Gustavo Valdés

La última versión da cuenta que este triunvirato desistiría de postular a un candidato propio para la convención y acordaría con el candidato bonaerense quien, de por sí tiene una base importante para recorrer, empezando por unos setenta convencionales por la provincia.

Es cierto que allí no todos le responden. Es donde se vio más pareja la elección interna y prácticamente cuenta con poco más del 50 por ciento de los seguidores. El resto se corresponde con la oposición y hay que buscarlos entre dirigentes del possismo, del storanismo de la Corriente de Opinión, de Evolución y del casellismo.

Fue por eso que el hermano Gastón dedicó el último mes a visitar a los referentes de esa oposición y escuchar atentamente sus inquietudes. A Gustavo Posse lo encaró en la puerta misma del congreso provincial realizado en La Plata y a Federico Storani lo visitó hace muy pocos días.

Si logra un acercamiento y un vínculo con estos sectores es muy posible que Gastón Manes termine de alfombrar el camino hacia su cargo partidario tan ansiado.

En este interín, también observó con detenimiento los pasos de la siempre incierta Evolución de Martín Lousteau, quien sólo cuenta con un fuerte apoyo de los 28 convencionales en capital Federal y una cifra similar por Córdoba.  Pero no alcanzaría para encumbrar al funcionario porteño Hernán Rossi.

Es cierto que el hermano de Facundo Manes deberá poner a prueba una amplia generosidad con el reparto de cargos de la mesa directiva de la convención, que cuenta con dos vicepresidencias y cuatro secretarías. Y por eso, es posible que en los futuros nombres designados en esos cargos se puedan descubrir cuál es la participación de los distintos sectores y cuáles fueron las negociaciones.

Otro misterio a develar pasará por saber si seguirá la estructura de comisiones de trabajo, modelo que instrumentó el cordobés Jorge Sappia y que demostró ser una suerte de comité nacional paralelo y hasta alternativo porque manifestaba un discurso más progresista que el comité nacional.

A veces, esas comisiones salvaron la ropa, por caso a través de una comisión de economía que, comandada por el dirigente histórico Miguel Ponce, era el único ámbito de opinión sobre tales incumbencias.

La cuenta regresiva parece un hecho irreversible y finalmente los radicales podrán soñar con otra manifestación de fuerza que es lograr en un evento presencial el despliegue de más de trescientos referentes de todo el país debatiendo temas de coyunturas que involucrarán obviamente su relación con los socios del Pro y de la Coalición Cívica y, por supuesto, la posibilidad de lograr algún pronunciamiento de apoyo a una competencia en las próximas PASO, eso sí con un candidato del partido. (www.REALPOLITIK.com.ar) 


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!