Sábado 03.12.2022 | Whatsapp: (221) 5710138
24 de mayo de 2022 | Opinión

Elecciones 2023

“La economía no es la causa, es la consecuencia”

Para tener una economía exitosa, que garantice bienestar al pueblo, que haga de Argentina un país digno de ser vivido, debemos poner las cosas en su lugar. Y al poner las cosas en su lugar, según mi experiencia, la economía ocupa el séptimo lugar.

HORACIO DELGUY

por:
José Luis Kelly

Antes de hablar de economía debemos plantearnos:

1) Tener Justicia independiente en serio, sin corrupción, sin impunidad.

2) Tener un estado eficiente.

3) Eliminar los gastos políticos innecesarios.

4) Tener una excelente y eficiente educación.

5) Tener un sistema laboral moderno.

6) Tener seguridad en todos los aspectos de la vida diaria.

7) Y después viene solo el éxito de la economía.

JUSTICIA

Sin Justicia independiente no existe la democracia, pues la falta de Justicia es el caldo de cultivo para la tremenda corrupción e impunidad que hemos tenido desde la llegada de la democracia en 1983, que contaminó y destruyó todas las instituciones argentinas, lo que originó la gran desocupación reinante, el incremento exponencial de la pobreza y condiciones de estar en un país sin rumbo, sin educación, sin salud, sin economía, sin control de drogas, sin seguridad, etcétera. En fin, hemos llegado a lograr un país sin presente y menos futuro.

Y como ejemplo para tener Justicia independiente en serio, sin corrupción, sin impunidad, proponemos sintéticamente:

a) Cuantifiquemos la corrupción: quien roba al estado 20 mil dólares es equivalente a matar civilmente a un niño, por lo tanto “no debe prescribir” y ser considerado “delito de lesa humanidad”. Con 20 mil dólares por niño, calculando 12 años = 144 meses + 9 meses de embarazo de la madre = 153 meses, representa aproximadamente 130 dólares por mes de alimentación desde el embarazo de la madre hasta los 12 años. Con esto salvamos la vida civil de un niño, pues se convierte en una persona útil para él y para la sociedad.

Si un dirigente se roba 20 mil dólares termina con la vida civil de un niño.

b) Ofrecer 20 por ciento de premio a las personas argentinas o extranjeras que denuncien actos de corrupción, con pruebas fehacientes y concretas. Garantizar el anonimato de los denunciantes.

c) Ante el descreimiento total de la sociedad hacia la Justicia argentina, lo que motivo la gran corrupción que reina en nuestra patria, propongo: traer cinco jueces internacionales de trayectoria para el juzgamiento de los actos de corrupción importantes  contra el estado (cuando digo importantes me refiero a funcionarios ejecutivos, legislativos y judiciales tanto a nivel nacional, provincial y municipal, entes descentralizados, empresas estatales, mixtas, sindicatos que reciban aportes del estado y todo ente, institución, empresa, etcétera, que realizan actos de corrupción a la Nación Argentina). Sus fallos serán considerados vinculantes y ratificados por la Corte Suprema de Justicia.  Propongo jueces de Japón, España, Italia, Alemania, Estados Unidos, o en su defecto jueces de los diez países con menos índice de corrupción a nivel mundial.

d) Ningún juicio por corrupción hacia el estado: su sentencia definitiva no deber durar más de 360 días desde su presentación. (Menem, 24 años sin sentencia definitiva y siguió votando leyes a quien le garantizaba impunidad, idem Picolotti, 14 años, y en lugar de estar presa está trabajando en Estados Unidos con plata robada al pueblo argentino, y hay miles de casos de igual impunidad).

e) No deben prescribir bajo ningún concepto los actos de corrupción ocurridos desde el 10 diciembre 1983 y se pueden abrir juicios, aunque hayan tenido sentencia o prescripción por tiempo o por muerte del corrupto.

f) Eliminar la conformación actual del Consejo de la Magistratura, y cambiarla totalmente por ciudadanos que representen a instituciones representativas de la sociedad toda, con no menos de diez años de existencia, por ejemplo, federación de profesionales médicos, de ingenieros, de trabajadores, de artistas, de comerciantes, de industriales, de agropecuarios, de ganaderos, de arquitectos, y de toda rama vinculada a la vida social y productiva de la nación.

g) No debe haber representación política, ni legislativa, ni judicial en el Consejo de la Magistratura. Los ciudadanos que pagamos impuestos nos debemos asegurar una Justicia independiente sí o sí, sin chicanas ni desviamiento de ninguna naturaleza, y que en menos de un año tenga sentencia definitiva.

h) Creemos en la división de poderes, pero siempre y cuando los contribuyentes podamos fiscalizar las acciones a diario, y no enterarnos varios años después de acciones que generaron millones de pobres en Argentina. La modernización inteligente y el Consejo de la Magistratura en manos de los ciudadanos, tendrá a diario una observación de los actos de los tres poderes.

i) Cada funcionario nacional, provincial y municipal, que haya robado al estado desde el 10 diciembre de 1983 deberá en 90 días devolver lo robado actualizado al estado, de no hacerlo y ante una denuncia cierta que supere los 20 mil dólares, se le quitarán todos los bienes, lo robado y lo no robado. Esto es un problema moral y debemos terminar con la corrupción caiga quien caiga.

j) Se debe realizar un “Nunca Más XL” para todos los funcionarios del estado y de la oposición, legisladores y jueces que generaron más de 50 mil muertos innecesarios durante la pandemia de COVID-19, y considerarlos de lesa humanidad.

k) Las penas judiciables por corrupción al estado argentino deberán ser de efectivo cumplimiento en las cárceles argentinas, bajo ningún concepto serán con prisión domiciliaria, ni se podrán morigerar las penas judiciales.

Mas propuestas y textos completos en www.joseluiskelly.ar.

 

 

(*) El ingeniero José Luis Kelly es precandidato a presidente de la Nación Argentina.


ETIQUETAS DE ESTA NOTA

Argentina, José Luis Kelly

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!