Miércoles 07.12.2022 | Whatsapp: (221) 5710138
9 de agosto de 2022 | Provincia

Internismo

Dudas y recelos en el radicalismo bonaerense por los movimientos del hermano de Manes

Los movimientos de Gastón Manes, hermano del neurocirujano, y de Alejandra Lorden generan ruido dentro de la estructura radical, incluso más allá de los límites de la provincia de Buenos Aires. Suspicacias y preocupación.

“No es mal pibe, pero no entiende nada de política, se mueve como si alguien le hubiese hecho creer que entiende y en el medio va haciendo cagadas, rompe, genera suspicacias y pone luces amarillas en un momento en que lo último que necesitamos como partido, es alimentar viejos fantasmas de internismos o rupturismos”, razona un intendente bonaerense de peso dentro de sus pares partidarios. La referencia es para Gastón Manes, presidente de la convención nacional de la UCR y hermano de Facundo, candidato presidencial del mismo partido.

La catarsis se extiende más allá de la provincia de Buenos Aires. En Córdoba, por caso, el mismo personaje divide aguas. “Viene, se reúne, levanta la bandera radical, todos acompañamos, pero cada vez que su hermano pisa la provincia, tenemos que andar explicando si nos van a cagar con Schiaretti o no”, se queja un viejo dirigente cordobés que explica que “nunca terminamos de saber si es una movida de Facundo o si Gastón está jugando a dos puntas y nos va a llevar dormidos hasta el cierre”.

En tierras bonaerenses grafican una situación similar a la de Córdoba, con la figura de Gustavo Posse. Es que el hermano del neurólogo se mostró en reiteradas ocasiones con el intendente de San Isidro, con quien se jacta de tener una muy buena relación personal. “Gastón es el típico recién llegado que se desespera por sacarse fotos con los que ya eran importantes cuando él era apenas un simple militante. Es como el de las inferiores que llega a la primera y sólo le hace pases al que era su ídolo de la infancia”, razona la misma fuente que, considera, “está bien que queramos estar todos unidos pero algunos, como Posse, tienen que dar algunas señales inequívocas de qué van a hacer, porque se han cansado de usar al partido para después dejarnos pagando en la vuelta final; no podemos seguir poniéndole la alfombra roja gratuitamente”.

MIRADAS A LA CONDUCCIÓN PROVINCIAL

“Uno de los principales responsables de este tipo de cosas es Maxi Abad, que le da alas a lo que él considera, sin pensar en la conducta que esos a quienes dejan jugar, tienen para con nosotros”, razonó un nombre con peso en el Foro de Intendentes, sobre el actual titular de la UCR bonaerense. “Maxi es un gran presidente de partido, un cuadro impresionante. Pero no es el dueño del radicalismo. O a ver si se piensa que la elección que le ganó el año pasado a Posse, se la ganó por llevar a Gastón Manes en la boleta”, desarrolla el otro referente provincial, en referencia a la interna de marzo de 2021 que consagró al marplatense al frente del comité provincia. “Si los intendentes no poníamos el territorio y la estructura, nos pasaban por arriba. Entonces lo mínimo que pedimos es respeto”, sentenció.

Al mismo Abad también le cuestionan, por lo bajo, el rol que le otorgó a la diputada provincial Alejandra Lorden, quien preside la fundación Poder, una herramienta partidaria impulsada y sostenida por Abad, como el think tank del radicalismo bonaerense. Es que a Lorden le cuestionan una supuesta excesiva sed de protagonismo individual y creen que la herramienta de Poder le facilitó ese juego. “Está bien que Abad quiera tener a todo el mundo contenido y evidentemente es muy exitoso en ese modelo de construcción, porque el partido crece. Pero si cada vez que Lorden va a un distrito, nos trae un dolor de cabeza, no le sirve a nadie; ni siquiera a él”, concluyó la misma fuente. (www.REALPOLITIK.com.ar)


ETIQUETAS DE ESTA NOTA

UCR, Alejandra Lordén, Gustavo Posse, Facundo Manes, Maximiliano Abad, Gastón Manes

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!