Miércoles 05.10.2022 | Whatsapp: (221) 5710138
21 de septiembre de 2022 | Pastillas de Colores

Patagonia Argentina

Península Valdés: Danza con lobos (de mar)

Entre ballenas y pingüinos, los lobos marinos también colonizan esas primeras costas de la Patagonia, aunque con una interacción aún mayor con el humano.

HORACIO DELGUY

por:
Juan Provéndola

Como si la numerosa presencia de ballenas y pingüinos no bastara, la costa norte de Chubut recibe además la visita de otras especies marinas. En Rawson, la capital provincial, zarpan desde marzo a diciembre distintas embarcaciones que les permiten a los turistas avistar toninas overas. Otros boten salen también desde Playa Unión, en la misma ciudad: un lugar que en verano, a causa de sus altas olas, es además un sitio recurrido por surfistas de distintas procedencias.

Otras especies dominantes son las de lobos y elefantes marinos, desparramados en distintos puntos donde se observan sus fértiles harenes, varios partos, las violentas disputas de los machos dominantes (llamados "sultanes") contra los denominados "periféricos" por erigirse en sementales y sus largas jornadas de inalterable descanso.

En Punta Pirámides, sobre el golfo Nuevo, se encuentra una colonia de lobos marinos de un pelo. El espectáculo se magnifica porque al multitudinario despliegue de lobos, sobre la base de los acantilados, se les suman varias ballenas que merodean la costa asomando el cuerpo a la vista de quienes se acercan hasta el mirador principal, ubicado de cara al mar. Algo similar sucede en Punta Norte, en el extremo septentrional de la península, donde lobos y elefantes marinos conviven con el acecho de las orcas. A su vez otras poblaciones de elefantes se afincan en Punta Delgada y Punta Cantor, en el vértice sudeste de Valdés, con temporada reproductiva entre agosto y noviembre.

Por su parte Puerto Madryn es el principal centro de servicios turísticos de la costa patagónica (y por añadidura de la Comarca Península Valdés, una de las cuatro en las que está dividido el territorio de la provincia del Chubut). Además fue declarada Capital Nacional del Buceo, actividad que se realiza sobre todo en las orillas del golfo Nuevo. Esto facilita una interacción más intensa y próxima con la fauna marina del lugar, sobre todo con los lobos marinos. 

En ese sentido, el atractivo es aproximarse con una embarcación hacia Punta Loma, al sur de Madryn, y hacer snorkel a pocos metros de una de las loberías más importantes de la región. Allí, mientras los adultos duermen o pelean por alguna hembra sobre los acantilados, los cachorros se lanzan al mar, atraídos por la curiosidad que le provoca la presencia humana. Así repiten uno de los rituales más antiguos de la zona, como cuando estos añejos moradores observaron con extrañeza la llegada de la Mimosa, el Velero que en 1865 trajo hasta estas playas los 153 colonos galeses. Fueron los primeros hombres que se animaron a poblar esta extensa y misteriosa zona de la Patagonia. (www.REALPOLITIK.com.ar) 


ETIQUETAS DE ESTA NOTA

Patagonia, Juan Provéndola, Pastillas de Colores, Península Valdés

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!