Lunes 06.02.2023 | Whatsapp: (221) 5710138
28 de noviembre de 2022 | Nacionales

¿Se cae su precandidatura?

Alberto se va quedando huérfano en la provincia de Buenos Aires

Aunque el presidente Alberto Fernández anunció hace tiempo su voluntad de competir en la interna del Frente de Todos para apostar a un segundo mandato presidencial, e insistió para ello en la realización de las PASO en tiempo y forma, sus escasos respaldos territoriales van mermando a paso agigantado.

El acto del día de la Militancia contó con la participación de los pocos intendentes que respaldaban al presidente -Gabriel Katopodis, Juan Zabaleta y Jorge Ferraresi-, y también con una delegación del Movimiento Evita. La asistencia del movimiento social que apoyó a Florencio Randazzo en 2017 y que hasta días atrás mantenía una tensa relación con el cristinismo fue acordada entre Emilio Pérsico y Máximo Kirchner, en incluyó la habilitación del presidente del PJ provincial para que la esposa del líder del Evita, Patricia Cubría, pueda participar de las PASO en La Matanza para competir contra Fernando Espinoza, que vive momentos de tensión tras ser acusado de violación por una empleada comunal.

En una clara demostración de que el cacique matancero entró en un cono de sombras, Máximo le aseguró a Pérsico: "Si Patricia quiere competir yo no tengo ningún problema”.

Pero la cuestión no quedó ahí. El jueves pasado una patota a la que se señala como vinculada con Espinoza atacó a un grupo de militantes del Evita. Una acción bastante habitual del hasta ahora señor de La Matanza. Lo sorprendente fue que, al día siguiente, Cristina recibió a Pérsico. Confirmando tanto la reconciliación como la habilitación a Cubría.

Los une, naturalmente, el espanto y no el amor. Pero se trata de una cuestión de cálculo político. Del lado del Evita precisan el visto bueno del cristinismo para competir en las PASO en las listas del Frente de Todos, con el agravante de que si bien los líderes del movimiento -tanto Pérsico como Fernando “Chino” Navarro, han sostenido una postura muy crítica sobre Cristina y su núcleo duro, las bases que los siguen manifiestan una clara devoción por la vicepresidenta.

Del lado del cristinismo también queda clara la conveniencia del arreglo, ya que fueron justamente los votos retaceados por el Evita lo que posibilitaron la victoria de Esteban Bullrich sobre Cristina en 2017.

La consecuencia de la reconciliación con el Evita y con los intendentes albertistas es que el presidente se quedó, de golpe, sin su base territorial en la provincia de Buenos Aires. Sabido es que se trata del distrito electoral en el que tiene lugar la “madre de las batallas” en la carrera electoral nacional, y aunque el presidente pretenda insistir con su decisión de competir en las PASO, ha perdido todo su poder de fuego, que ya de por sí era bastante acotado.

A pesar del mundial de fútbol, la rosca política no cesa. Y Alberto Fernández puede dar cuenta de eso, aunque en este caso sea porque lo dejaron tecleando. (www.REALPOLITIK.com.ar)


ETIQUETAS DE ESTA NOTA

Florencio Randazzo, Emilio Pérsico, Máximo Kirchner, Jorge Ferraresi, Alberto Fernández, Gabriel Katopodis, Juan Zabaleta, Fernando Espinoza, Fernando Navarro, Patricia Cubría, CFK

¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!