Lunes 15.07.2024 | Whatsapp: (221) 5710138
27 de marzo de 2023 | Provincia

24M

El Senado bonaerense conmemoró el Día Nacional por la Memoria, la Verdad y la Justicia

El Cuerpo que preside Verónica Magario recordó a las víctimas de la última dictadura cívico militar y reivindicó la lucha de los organismos de Derechos Humanos, a horas de que se cumplan 47 años del Golpe de 1976. Durante la sesión especial se anunció la entronización permanente del pañuelo distintivo de Madres y Abuelas de Plaza de Mayo.

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing button Twittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir
print sharing buttonImpresión
gmail sharing buttonCorreo electrónico

Senadores de la Cámara alta provincial rindieron homenaje a las víctimas del terrorismo de Estado y reivindicaron la lucha de los organismos de derechos humanos, en vísperas del Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia.

Al comienzo de la sesión especial, la vicegobernadora bonaerense Verónica Magario celebró la presencia en el recinto de la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto; y la cofundadora de Madres de Plaza de Mayo de La Plata, Herenia Martínez de Sánchez Viamonte.

La presidenta del Cuerpo anunció la entronización de forma permanente en el recinto de sesiones del distintivo pañuelo de las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo, obra que fue realizada por el artista plástico Sergio Tosoratti.

“Cada Madre y Abuela, cada nieto recuperado seguirán siendo nuestros nietos, ustedes marcaron un antes y un después en la historia argentina, en la historia de las luchas, y nuestros nietos que se animaron a saber de dónde venían son el símbolo de la identidad, de la historia y del reconocimiento de lo que los argentinos fuimos”, explicó Magario.

En esa línea, sostuvo que “la historia sirve para que la vayamos construyendo entre todos y no cometamos los mismos errores, la identidad y esa historia que construimos es un derecho que tienen que seguir conociendo nuestros jóvenes”.

“Si ellos – continuó - no conocen estas historias de lucha, estas historias de construcción de nuestra propia identidad, no tienen como construir su futuro. Por eso Abuelas, Madres y Nietos, sigan contando la historia porque la historia no se puede parar: la Memoria, la Verdad y la Justicia siempre tienen que estar presentes”.

En su intervención, la senadora Ana de Valle pidió reforzar los valores de la democracia, poniendo énfasis en los principios de Memoria, Verdad y Justicia.

“Memoria para tener presente la tragedia sufrida pero también recordar cómo llegamos a ese umbral oscuro de nuestra historia; y la verdad es el bien más preciado y necesario para desarrollar un país justo, libre y soberano”, indicó.

La senadora María Reigada explicó que recuperar la democracia “fue a fuerza de luchas, por ustedes (Madres y Abuelas), que nos marcaban ese camino, la de muchos sindicalistas, la de las juntas internas, la de los trabajadores por recuperar sus derechos, y también de los partidos políticos”.

También destacó la nulidad de las leyes de obediencia debida y punto final dispuestas por el ex presidente Néstor Kirchner “para avanzar en los juicios de los genocidas y los empresarios que fueron cómplices y que también actuaron y cometieron delitos de lesa humanidad”.

A su turno, Ayelén Durán sentenció que “no hay horizonte de justicia social si no se levantan las banderas de Memoria, Verdad y Justicia, esas que durante décadas sostuvieron los organismos de derechos humanos en soledad, hasta que llegó Néstor Kirchner y con mucha valentía le puso fin a la impunidad y lo convirtió en políticas públicas”.

El senador Alejandro Rabinovich, también reivindicó a los que defendieron la democracia del asedio de los militares “con un Raúl Alfonsín y con partidos que se pusieron a la par para llevar los juicios adelante”.

El cierre estuvo a cargo de la senadora Teresa García, quien recordó el golpe perpetrado en 1955, como un antecedente trágico de la última dictadura cívico militar.

“Los golpes son económicos y la pagaron primero los trabajadores, los delegados de fábrica, los representantes gremiales, porque se necesitaba acallar la voz de la resistencia para implementar un modelo económico de devastación sobre nuestro pueblo”, comenzó la senadora.

Tras recordar la lucha incansable de los organismos de Derechos Humanos, recordó a la ex titular de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, quien falleció a fines del año pasado.

“A veces se escucha que algunos dirigentes políticos siguen insistiendo con el curro de los derechos humanos. Se festeja la ficción y se denosta la verdad. Yo quiero reafirmar: fueron 30 mil y fue la lucha de todas las fuerzas políticas”, subrayó García.

Sobre el final, lanzó un fuerte cuestionamiento al poder judicial por no avanzar en la investigación del intento de asesinato de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

“No se puede construir una sociedad con fortaleza democrática cuando hace pocos meses se le puso una pistola en la cabeza a la vicepresidencia de la Nación, y milagrosamente hubo una bala que no salió”, afirmó.

Estuvieron presentes el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Julio Alak; la ministra de Gobierno, Cristina Álvarez Rodríguez; la ministra de Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual, Estela Díaz; la titular del Instituto Cultural de la provincia de Buenos Aires, Florencia Saintout; el ministro de Trabajo, Walter Correa; el ministro de Transporte, Jorge D’Onofrio; la secretaria general de la Gobernación, Agustina Vila; el ministro de Hábitat y Desarrollo Urbano, Augusto Simone; el subsecretario de Derechos Humanos bonaerense, Matías Moreno y el intendente de Ensenada, Mario Secco.

También participaron de la sesión especial, Leonardo Fosati, nieto recuperado número 81, quien nació en la comisaría quinta de La Plata; Alejandra Bonafini, hija de la titular de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini; y la ex funcionaria y nieta recuperada, Victoria Donda. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!