Martes 05.03.2024 | Whatsapp: (221) 5710138
30 de abril de 2023 | Nacionales

En el día de su cumpleaños

En tono presidencialista, Sergio Massa anunció el plan Argentina Irrigada

Este viernes el ministro de Economía, Sergio Massa, anunció el plan Argentina Irrigada, que incorporará 1,9 millones de hectáreas a la superficie agrícola irrigada. Beneficiará a productores y emprendimientos familiares rurales y generará 80 mil nuevos empleos rurales. De fondo, muchos creyeron escuchar un anunció de tinte presidencialista.

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing button Twittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir
print sharing buttonImpresión
gmail sharing buttonCorreo electrónico

El anuncio tuvo lugar en el CCK, e hicieron uso de la palabra Sergio Massa, el presidente Alberto Fernández; el secretario de Planificación y Desarrollo, Jorge Neme; y el gobernador de Santiago del Estero, Gerardo Zamora.

El primero en exponer fue Neme, quien recordó que "solamente el 5 por ciento" de las hectáreas están irrigadas en Argentina", en comparación con "el promedio en América Latina (que) es del 10 por ciento y en Estados Unidos, 17 por ciento". Zamora tuvo luego una breve intervención, hasta que tomó la palabra el orador principal, Sergio Massa

El ministro se centró en la soberanía alimentaria, la importancia de las proteínas y el federalismo, y pronosticó que el plan permitirá incrementar considerablemente la superficie sembrada y "extender en nuestras provincias la cantidad de empleo". Y precisó que los 2.000 millones de dólares se traducirán en la creación de 80 mil nuevos empleos rurales. 

Massa también enfatizó: ”El otro gran desafío, teniendo uno de los diez países más grandes en superficie del mundo, es cómo transformamos el agua, la inversión de nuestras empresas, el talento creativo para generar valor agregado sobre el agua, el trabajo focalizado o extendido”. 

El plan Argentina Irrigada permitirá dinamizar la ejecución de 57 proyectos de riego que se vienen impulsando desde el año 2000, a lo que se sumará el desarrollo de 95 nuevos proyectos.  En esta nueva etapa se buscará comenzar a producir bajo riego en 1,9 millones de nuevas hectáreas. Las medidas beneficiarán a más de 41.300 productores, productoras y familias rurales.

El plan no sólo incluye 2.000 millones de dólares aportados por el estado, sino que también se estima una inversión privada de más de 3.232 millones de dólares en riego tecnificado.

Massa también recordó el contexto especulativo en el que se lanza el plan: "No sólo nos animamos a intervenir cuando vemos cuatro vivos que quieren aprovechar la incertidumbre para generar incertidumbre económica, sino que también intervenimos a la hora de invertir para aumentar la superficie sembrada, darle valor a nuestra economía y la posibilidad a nuestras provincias que no son del núcleo húmedo pampeano, a pensar en cultivos intensivos que puedan exportar, porque la salida de la Argentina es una sola: vender trabajo argentino al mundo".

E inmediatamente lanzó munición pesada sobre las políticas del gobierno de Mauricio Macri. "Estos programas tienen que ser política de estado. Estos 2.000 millones de dólares van a trascender mi tarea como ministro, la de Alberto como presidente. No nos tiene que volver a pasar que en lugar de ver cómo se profundiza la inversión, se andan buscando papeles para dañar al funcionario que estuvo a cargo y dañar el programa. Eso es lo que pasó”. 

E instó a mantener las políticas de desarrollo productivo en el futuro, más allá de cuál sea la fuerza política que se imponga en las elecciones de este año.

"Esperemos que se entienda que, gobierne quien gobierne en la Argentina, si hablamos de aumentar la superficie cultivable, la capacidad de riego, de pensar en términos de economías regionales nuestros volúmenes, de lo que estamos hablando es de cuánto trabajo argentino le vendemos al mundo. Y esto también es distribución del ingreso”, enfatizó.

A medida en que iba avanzando su exposición tomo un cariz decididamente político-electoral, que terminó con un explícito guiño a Cristina Fernández de Kirchner: "Ayer la escuchaba a la vicepresidenta plantear, con cabeza nueva, un mundo nuevo, y efectivamente es así”.

La impresión que se llevaron los presentes, entre los que se contaban referentes tan diversos como el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis; la ministra de Desarrollo Social, Victoria Tolosa Paz; el secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello; la portavoz Gabriela Cerruti; y los gobernadores Raúl Jalil (Catamarca), Arabella Carreras (Río Negro), Gustavo Melella (Tierra del Fuego), Mariano Arcioni (Chubut), Rodolfo Suárez (Mendoza), Oscar Herrera Ahuad (Misiones) y el ya mencionado Gerardo Zamora (Santiago del Estero), fue que Massa está cada vez más convencido de postularse a la presidencia, y que no sólo cuenta con el respaldo de Cristina Fernández de Kirchner.

Después de la alocución de Sergio Massa ya no quedaban anuncios por formular, pero el presidente Alberto Fernández de todos modos tomó la palabra, aprovechando las últimas oportunidades que le quedan para emitir un discurso público. En realidad, sólo habló de generalidades y recibió nula atención de los asistentes. Con su renuncia a su postulación, es el destino que eligió. Aunque le duela. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!