Viernes 19.07.2024 | Whatsapp: (221) 5710138
19 de mayo de 2023 | Séptimo Arte

Cobertura REALPOLITIK

“Glee puso el foco en varios temas de manera responsable, haciendo que la gente reflexionara”

Christopher Baffa, director de fotografía del clásico juvenil creado por Ryan Murphy, habló del legado de la serie.

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing button Twittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir
print sharing buttonImpresión
gmail sharing buttonCorreo electrónico

por:
Federico Carestia

Glee, una de las series más impactantes de la televisión juvenil, que cautivó a la audiencia gracias al carisma de su elenco pero también a la potencia de las canciones que recreearon en cada uno de los episodios. La historia de la serie giraba alrededor de las vidas de un grupo de jóvenes estudiantes que formaban un coro en su escuela secundaria.

Uno de los integrantes de la producción de Glee fue Christopher Baffa, un director de fotografía, que ya tenía experiencia trabajando con Ryan Murphy, el creador del show. Juntos habían trabajado en otras producciones como Nip/Tuck, así como también luego fue parte del comienzo de American Horror Story.

En una entrevista reciente, Baffa reflexionó sobre el legado de Glee y la importancia que considera que tuvo esta serie. También mencionó las trágicas muertes de sus protagonistas, Cory Monteith y Naya Rivera, así como las controvertidas relaciones entre los actores detrás de escena, que generaron mucha polémica en las redes después del éxito del programa. 

RP.- ¿Pensó que Glee tendría el éxito que tuvo?

Pensé que tendría éxito. No pensé que sería, ya sabes, el gigante que resultó ser. De vez en cuando hacés algo y se da una de estas excepciones donde hay momentos en los que podés decir: "Creo que estamos haciendo algo aquí. Creo que tiene la capacidad de hacer más. Más que simplemente entretener, creo que tiene la capacidad de trascender y tal vez, me atrevo a decirlo, educar o al menos, poner en relieve temas para ser discutidos o promover ideologías". Tenía la capacidad de hacer más que simplemente existir. 

RP.- ¿Cómo definieron la estética de la serie?

Ryan y yo hablamos mucho al respecto, abrazando lo cálido y reconfortante, que podría ser un poco más brillante que gran parte del trabajo que habíamos hecho y ciertamente el que yo había hecho como cinematógrafo. Sabía que íbamos a hacer cosas bastante locas y extravagantes. Así que sentí que un enfoque naturalista, con una luz suave, permitiría adentrarse en esas arenas más locas sin volverse extravagante, si eso tiene sentido. Y luego, los números musicales estuvieron realmente inspirados por los clásicos musicales.

Vimos cosas como "Cantando bajo la lluvia" y aspectos más modernos de la creación de películas musicales, como "Dreamgirls", que se había hecho solo un par de años antes de hacer Glee. Sentí que era un gran ejemplo de un musical moderno. Incluso nos inspiramos en las obras de Busby Berkeley para tener ideas de cómo se filmaban las cosas en los musicales de principios de los años 50, donde las cosas eran muy grandes, con grandes tomas de grúa de un grupo de bailarines en sincronía en un escenario. Tomamos lo que creíamos que funcionaba en términos de presentar baile y números musicales, pero siempre intentamos modernizarlo y hacerlo aceptable, intrigante e interesante para una audiencia moderna.

RP.- ¿Qué pasó con las películas de Glee? 

Nunca escuché eso y no sé si fue un producto de las temporadas posteriores o creo que fue justo en el momento en que yo todavía estaba involucrado. Supongo que tal vez las películas se convirtieron en las giras en vivo. Recuerdo haber escuchado algunas conversaciones al respecto, creo que los líderes se reunieron y dijeron, "En lugar de hacer películas, tal vez los enviamos por toda América", ostensiblemente por todo el mundo. Esa podría ser la respuesta, pero en verdad, no lo sé sinceramente.

RP.- ¿Cuál diría que es el legado de la serie?

Creo que Glee se convirtió en muchas cosas y se habla mucho de Glee, pero elijo enfocarme en lo que creo que Glee hizo realmente bien. Creo que pusimos el foco en varios temas y lo hicimos de manera responsable, haciendo que la gente reflexionara. Por ejemplo, la relación de Naya y Heather. Creo que proporcionó una plataforma para que Ryan permitiera hablar de cosas de las que la gente no se sentía necesariamente cómoda hablando. (Glee) trascendió el ser solo una comedia musical o un drama. Creo que alcanzó el nivel que el arte tiene que alcanzar, donde provee acceso a, sin dudas, discusiones, sino es que ilumina. El ejemplo que me enorgullece es la relación entre Kurt y su padre. Sé, de hablar con la gente, gente joven, gente que conocí durante la serie. Sé que eso sirvió como una plantilla para muchos jóvenes. También sirvió para muchos padres.

RP.- ¿Qué opinión tiene de Cory Monteith y Naya Rivera?

Cuando se trata de Cory y Naya, es simplemente devastador. Con Cory teníamos una relación cercana. Cory, creo que se dirigía hacia una carrera en la dirección porque hacía muchas preguntas. Se acercaba y decía: "La cámara está muy lejos, pero ¿por qué el plano es tan cerrado?" Y yo le explicaba. Le gustaba entender lo que estaba sucediendo y era un hombre encantador.

Naya era una amenaza cuádruple. Nadie sabía. Fue originalmente traída, al igual que Heather, para ser el respaldo de Quinn. A menudo eran filmadas en un pequeño triunvirato. Y luego Ryan y los escritores comenzaron a darles a cada una diálogos y oportunidades de actuación. Sabíamos que Heather era una bailarina increíble. Descubrimos que Naya también era una bailarina increíble. Pero a medida que se les daba más, ambas se superaban a sí mismas, y Naya era impresionantemente hermosa. Era una bailarina increíble, y luego escuchamos su canto y fue algo fuera de este mundo. Fue increíble. Y luego Ryan empezó a darle elementos más y más dramáticos a su personaje, y ella se superaba a sí misma cada vez. Así que ella era una auténtica amenaza cuádruple.

RP.- Hoy se estrenó un documental sobre la supuesta maldición de Glee, que cuenta con su participación y no le gustó...

Sí. Es intrigante por qué todo eso ocurrió en un solo programa. No conozco ningún programa que haya tenido un elenco tan grande donde tres de ellos ya no estén con nosotros. Y eso es solo el elenco, también hubo muchas personas detrás de escena. Uno de mis dobles que había estado conmigo durante años falleció en un accidente automovilístico, Mark Watson, un hombre encantador. Así que hay mucho misterio en eso. Y es fácil dejarse llevar por eso. Creo que para mí... me gustaría que el legado y la respuesta a tu pregunta sobre el programa, Cory, Naya, Mark (Salling) y todos, sea que el programa logró cosas cuando se le permitió hacerlo, incluso si se perdió por momentos. Creo que en cualquier programa que tenga cinco o seis temporadas, es difícil mantenerlo tan fresco.

Obviamente, para mí, las primeras temporadas de cualquier programa son realmente donde brilla, ya que todo es nuevo y fresco. Pero creo que el legado podría ser lo que se intentó y también, como te estaba diciendo, voy a lo que se logró con respecto a proporcionar una plataforma para entretener, ciertamente, iluminar, creo que sí... Y si no iluminar, al menos ser un catalizador para la discusión.

RP.- ¿Cómo era el ambiente en el set?

Trabajar tan duro... estos actores no eran como actores en un programa regular donde una vez que terminan sus escenas, se van a casa. Y si son las 2 de la tarde, pues bien, terminaste con tus tomas. Si terminaban de filmar con nosotros, tenían que ir a practicar un número de baile, y si no tenían un ensayo de baile, estaban grabando una canción, y luego podían ir a casa. Sí. Así que si tenían pequeños desacuerdos, lo atribuyo al ambiente de alta presión que puede existir en lo que hacemos, y especialmente en un programa como ese que es tan exigente, pero creo que eso es todo en cuanto a eso. 

RP.- ¿Diría que los problemas se magnificaron y se exageraron? 

No, hubo problemas. Hubo ciertas personas que no se llevaban bien y, para ser completamente honesto, la mayoría de esto ocurrió después de mi tiempo. Creo que en mis tres temporadas, tal vez vi el comienzo, pero, en la primera temporada, todos se comportaban bien, porque aún no sabíamos qué era. En la segunda temporada, todos disfrutaban del brillo de los reconocimientos y los rumores de premios. Y creo que en la tercera temporada fue cuando algunas de estas cosas empezaron a surgir. La diferencia en mi perspectiva es que no las veo como los ataques de personalidad duros y despiadados que he leído. Las veo como producto del agotamiento y las largas horas, y parte de eso es simplemente la naturaleza de la televisión, que puede ser muy difícil. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!