Sábado 13.04.2024 | Whatsapp: (221) 5710138
16 de febrero de 2024 | Cultura

Una jornada muy diversa en el segundo día de Cosquín Rock

Unas 150 mil personas desfilaron por los seis escenarios para disfrutar de Slash, Las Pelotas, Las Pastillas del Abuelo, Ciro y los Persas, Molotov y Damas Gratis, entre otros grandes artistas.

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing button Twittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir
print sharing buttonImpresión
gmail sharing buttonCorreo electrónico

por:
Matías Bonadeo

La noche generó altísimas expectativas por la magnitud de la grilla de bandas, especialmente por la incursión de Slash. Con ofertas en distintos géneros, el Cosquín Rock volvió a conectar a las mejores bandas de rock, con artistas de trap, reggae, pop, blues y bandas emergentes.

El primer show de la jornada que vimos fue el de “Las Pastillas del Abuelo”. La banda de “Piti” Fernández arrancó puntual a las 17.30 con “Interpretación”, tema de su último disco de estudio “2020”. Hizo activar al público con una alegre versión del inédito “Ama a quién llora por ti”, con unos destacables arreglos de vientos. En una lista de doce temas, la gente disfrutó de varios clásicos como “Tantas escaleras”, “Otra vuelta de tuerca” y “¿Qué hago yo esperando un puto as?”. Aunque el momento más emocionante de la presentación se dio en “¿Qué es Dios?”, con imágenes del inmortal Diego Armando Maradona en la pantalla. El show cerró con “Viejo karma”, corte difusión del disco “Desafíos”. Para los que quieran ver a la banda en un show propio, el 20 de abril se presentan en el Estadio de Ferro Carril Oeste.

Ciro y los Persas dieron un show 100 por ciento festivalero, donde más de la mitad de los temas fueron clásicos de “Los Piojos” y el resto temas de los más hiteros de su carrera solista. Y dio todo lo que el público quería: “Bicho de ciudad”, “Tan solo”, “El farolito” y “Astros”, entre otros. Se dio el lujo de compartir escenario con su hijo Alejandro Ciro, a quien a pesar de sus catorce años se lo vio muy suelto al cantar “Pistolas”, “Como Alí” y “Ruleta”. La banda tiene programada una fecha doble: el 8 y 9 de agosto en el Movistar Arena.

Ese día fue el cumple de “Tete”, bajista de la mítica banda de rock “La Renga”, es por eso que Ciro lo invitó al escenario para que sea saludado por la inmensidad de público que ya estaba a esa hora.

El escenario sur continuó con un lujo que nos brindó el Cosquín: nada más y nada menos que Slash, bajo el nombre de “Slash featuring Myles Kennedy and the Conspirators”. Myles Kennedy -cantante y guitarrista de Alter Bridge- es el frontman y cantante principal de la banda. Myles tuvo muchísima química con el público y se destacó con su particular tono de voz, mientras que Slash nos dio varios solos de guitarra yendo de punta a punta del escenario. La lista incluyó catorce temas de la carrera solista de Slash, y “Don't damn me”, tema de los Guns N' Roses que es considerado un clásico.

Luego nos quedamos en el rockero escenario sur, esperando a “Las Pelotas”, la banda que quedó a cargo de Germán Daffunchio desde la partida del querido por todos “Bocha” Sokol. El show arrancó bien arriba con el rockero “Basta”, corte difusión del disco homónimo de 2007. Luego de una lista muy variada recorriendo las distintas épocas de la banda, lo mejor quedó para el final: a los clásicos “Personalmente” y “Será”, le siguieron “Capitán América” en la voz de Gabriel Dahbar, frecuente invitado en los shows, y dos covers de Sumo que hicieron explotar a la gente. “No tan distintos”, con “Piti” Fernández, y una versión a puro pogo de “El ojo blindado”, con “Piti” aún en el escenario al que se le sumó Fernando Ruíz Díaz, cantante de Catupecu.

El cierre estuvo a cargo de “Molotov”. Los mexicanos demostraron toda su flexibilidad arriba del escenario, yendo desde el hip-hop al punk más crudo, pero siempre sonando muy bien. Tan alta es la flexibilidad de la banda que en el clásico “Frijolero”, hicieron una especie de “juego de la silla” con los instrumentos. Randy Ebright, baterista de la banda, pasó a la guitarra; Micky Huidobro, bajista, pasó a la batería; Ismael Fuentes, que estaba con la guitarra se fue al bajo; y Paco Ayala, el otro bajista, se fue a la guitarra. Todos cantan, todos tocan todos los instrumentos y no desentonan para nada. Es algo que hacen frecuentemente, pero era digno de destacar en la crónica.

Los mexicanos son una banda muy política y no fueron ajenos a la coyuntura actual del país: Ismael exclamó: “La patria no se vende hijos de su puta madre”, al cierre de “Gimme tha power”, mientras las pantallas mostraban el mismo mensaje. Algo de rebeldía que quizás les faltó a la mayoría de las bandas locales presentes en el festival. Destacaron en el setlist una versión ultrapunk de “Marciano”, el cover del tema del Tri “Perro negro y callejero”, y un cierre a todo pogo con “Dance and dense denso”, “Mátate Teté” y “Puto”.

Mientras en el escenario norte, Duki e YSY A lo daban todo al ser uno de los shows más importantes del certamen con una escenografía increíble y una puesta de luces que se llevaba todos los premios y la gente al palo que no paraba de saltar.

Para cerrar ese escenario, una presentación de oro con, nada más ni nada menos, que “Damas Gratis” con Pablo Lezcano y compañía haciendo los clásicos temas de la banda de cumbia villera que supo ganarse el corazón de todos.

Sobre el final quedaría la fiesta bresh para escuchar esas canciones clásicas, bailar y cantar hasta que se haga de día. Nos quedamos un rato bailando, ya que había que dejar la habitación del hostel a las 11.00 de la mañana, así que emprendimos viaje nuevamente para Córdoba Capital. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!