Miércoles 22.05.2024 | Whatsapp: (221) 5710138
10 de abril de 2024 | Nacionales

Nueva disputa

La Nación, la vicepresidenta y el enojo de Milei

El dueño de La Nación, Julio Saguier, se reunió con Victoria Villarruel para elevar sus quejas por la postulación de Ariel Lijo como juez de la Corte Suprema. Al conocerse la información en el Congreso y la Casa Rosada, Javier Milei tuvo un nuevo ataque de furia (y van…).

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing button Twittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir
print sharing buttonImpresión
gmail sharing buttonCorreo electrónico

El presidente Javier Milei ya no soporta las críticas que recibe de parte de los principales columnistas de ese medio, que aunque comparte el nombre con el canal de streaming ha adoptado una línea editorial opuesta.

Saguier se sumó a las objeciones de la propia vicepresidenta respecto del candidato del gobierno para la Corte, aunque aún no se cristalizó en el envío del pliego respectivo por parte del ejecutivo. Si bien en el entorno de la vicepresidenta negaron que la reunión hubiese tenido lugar, varias filtraciones permiten confirmar lo contrario. A punto tal que la mediática Esmeralda Mitre, al tomar conocimiento de la reunión, le solicitó a Villarruel una entrevista el pasado 4 de abril por mail.

La hija de Bartolomé Mitre mantiene un largo litigio con los Saguier por las acciones que el marqués Federico Spínola le habría arrebatado a través de una carta de su padre que ella considera apócrifa.

La heredera de los Mitre le informó a Villarruel en ese mail que notificó a Milei sobre su encuentro Saguier. Al enterarse por esta vía de la reunión entre ambos, Milei montó en cólera, y hasta ordenó "bloquear el CUIT" del diario, lo que finalmente no se concretó ya que excede las facultades legales del gobierno. Pero el presidente no ceja en sus intentos de someter o destruir al tradicional diario, "asfixiándolo" económicamente.

Esmeralda Mitre no apoya a Lijo, pero no puede aceptar que Saguier se presente a nombre de La Nación, ya que "podía provocar confusión respecto de quiénes son los verdaderos dueños" del diario, que se vería perjudicado por las eventuales sanciones que podría adoptar el gobierno.

Mientras que Milei se queja de la línea editorial del diario: "Me atacan por la economía y lo de la Corte"; celebra la del canal La Nación +: "Es un buen transmisor de nuestra línea"; que atribuye a la influencia de Mauricio Macri sobre la señal de cable.

La postulación de Lijo ha provocado preocupación dentro del gobierno, ya que merece objeciones dentro del campo propio, como por ejemplo la del senador libertario Francisco Paoltroni, quien dijo que “esperaba no tener que votar a Lijo”, y de varios legisladores que integran la oposición colaboracionista. Para conseguir su designación debería obtener el respaldo del bloque de Unión por la Patria, algo que no puede descartarse pero que afectaría sensiblemente al discurso “anti-casta” del gobierno.

En este terreno embarrado, la reunión de Saguier y Villarruel no sólo profundiza la confrontación entre la vicepresidenta y Milei, sino que proyecta al centro de la escena una disputa familiar por la herencia de un multimedio al que el presidente se ha propuesto disciplinar o hundir a toda costa. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!