Miércoles 24.07.2024 | Whatsapp: (221) 5710138
24 de junio de 2024 | Legislativas

¿Con la mira en el 2025 o en una asamblea legislativa?

Pichetto rearma su interbloque con diputados de los gobernadores

El Interbloque Federal, que preside Miguel Pichetto, sumará dos bancas, con el aporte de diputados cordobeses, misioneros, salteños y rionegrinos, con los que pretende contrarrestar la pérdida de los “lilitos”, que tomaron distancia durante el tratamiento de la ley Bases.

facebook sharing buttonCompartir
twitter sharing button Twittear
whatsapp sharing buttonCompartir
telegram sharing buttonCompartir
print sharing buttonImpresión
gmail sharing buttonCorreo electrónico

La nueva composición de la bancada contará con quince legisladores de Hacemos Coalición Federal, ocho de Innovación Federal y el representante del Movimiento Popular Neuquino. Pero Miguel Ángel Pichetto no se conforma con esto y espera recuperar a los de la Coalición Cívica, luego de la aprobación de la ley que motivó la ruptura.

La presentación formal de la nueva composición del interbloque se presentará una vez que la ley Bases esté finiquitada y el objetivo argumentado es la necesidad de consolidar una coalición de centro ante la radicalización de las otras dos alas más radicalizadas que componen el tablero político: de un lado, el cristinismo y algunos sectores del peronismo, y del otro el Pro y los libertarios asociados en una coalición electoral y de gobierno. Pichetto aspira a aglutinar en su interbloque a los legisladores de Martín Llaryora, Maximiliano Pullaro, Rogelio Frigerio, Ignacio Torres, Marcelo Orrego y Claudio Poggi; pero también Juan Schiaretti, Martín Lousteau y Horacio Rodríguez Larreta, más los lilitos y quienes estén dispuestos a sumarse.

Uno de los diputados que participará del nuevo espacio explica la estrategia del sector: "Si no juegan en 2025 los que quieren jugar en 2027, será difícil armar la avenida del medio. Se van a tener que arremangar el año que viene. Y después decidir quién de ellos es el primus inter pares".

De este modo, el interbloque se imagina como dador de gobernabilidad, aunque manteniendo cierta distancia con el oficialismo para negociar y obtener beneficios puntuales para las provincias –y para los propios diputados- en cada negociación parlamentaria. Tal es el caso del tratamiento de la ley Bases de vuelta por el Senado, a la que pretenden reinsertarle el impuesto a las Ganancias y la baja a Ingresos Personales, según aspira el gobierno nacional, aún a sabiendas de que significaría una flagrante violación del sistema republicano. Pero Ganancias, junto al IVA, implican el 80 por ciento de los ingresos coparticipables, por lo que a su juicio la constitución podría violentarse una vez más ante la necesidad de fondos que experimentan las provincias.

El diagnóstico que subyace al relanzamiento del interbloque expresa que LLA se nutrirá, para las próximas elecciones, del Pro y de varios actores del peronismo y de la UCR que buscan un nuevo lugar bajo el sol. Del otro lado de la grieta imaginan a un cristinismo disminuido, con la pérdida de muchos de sus aliados peronistas, lo que dejaría abierto un espacio “de centro” que podría maximizar los beneficios de negociar su voto en cada instancia legislativa decisiva. No los alimenta la ideología, sino la obtención de beneficios.

Sin embargo, si bien se aceptan públicamente estos objetivos electorales y parlamentarios, habría otro, inconfesable y mucho más cercano: la creación de una alternativa de gobierno para el caso de que el gobierno de Milei colapse, y resulte necesario convocar a una asamblea legislativa para designar a las nuevas autoridades. Algo de esto ya lo viene anunciando desde hace tiempo Guillermo Moreno, quien viene trabajando activamente por la “salida Pichetto”, y asegura que el nuevo marco normativo que impulsa el gobierno nacional no será aplicado por Milei, sino por su sucesor. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!