Domingo 07.08.2022 | Whatsapp: (221) 5710138
5 de agosto de 2022 | Provincia

El costo de la militancia camporista

El increíble tendal de contratos en el estado de los diez familiares de Nicolás Kreplak

Tal y como lo dio a conocer oportunamente REALPOLITIK, cuando el dirigente camporista arribó a la cartera de Salud bonaerense ya contaba con cuatro contratos activos y ninguno en el sector privado. Como si fuera poco, cuenta con diez familiares que tienen contratos con el estado, la mayoría de ellos sin currículum previo.

El médico clínico, sanitarista y docente de fisiología en la Universidad de Buenos Aires, Nicolás Kreplak, desembarcó en el Frente de Todos como viceministro de Salud bonaerense con la nueva gestión del Frente de Todos. Al tiempo, su superior por aquel entonces, el ex ministro de dicha cartera Daniel Gollán se candidateó como diputado nacional para las pasadas elecciones legislativas, por lo que, abocado a la campaña, dejó su puesto en manos del dirigente de La Cámpora. 

Actualmente, Kreplak cobra un jugoso salario por su cargo de casi 700 mil pesos (693.390). No obstante, tal y como lo dio a conocer oportunamente REALPOLITIK, vale recordar que ni bien arribó al área de Salud provincial ya contaba con cuatro contratos activos: en el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires; en la Universidad Nacional de José C. Paz, donde se desempeñaba como profesor al igual que en la Universidad de Buenos Aires (UBA); y en la Cámara de Senadores de la provincia de Buenos Aires. Curiosamente, o no tanto, ninguno de estos trabajos pertenecía al ámbito privado. 

EL “ONCE IDEAL” DE LA CÁMPORA

María Inés Kreplak, la hermana del ministro, es empleada de planta en la defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires, cuyos honorarios ascienden a los 246.026 pesos mensuales. También figura como docente de la Universidad Nacional de General Sarmiento y participa de programas literarios del ministerio de Cultura de Nación, aunque no cobra por estos últimos debido a que el régimen de acumulación de cargos y funciones en la administración pública pareciera estar funcionando.

Mariano Kreplak, hermano de Nicolás y médico de profesión, está nombrado como personal en relación de dependencia del hospital Posadas, por lo que percibe 162.568 pesos por mes. Además, figura como coordinador de jornadas en temas de diagnóstico por imágenes en la Universidad Nacional de José Clemente Paz, a lo que suma a sus arcas otros 168.953 pesos mensuales. Por último, forma parte del Consejo de Administración del hospital del Bicentenario de Ituzaingó, en representación del PAMI.

La esposa del referente de La Cámpora, Joanna Anadon Malan, es agente Prohuerta del INTA, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria dependiente del ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca. Y su hermana María Victoria Anadon, cuñada de quien también fuera viceministro de Salud durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, fue designada el 11 de diciembre de 2019 como subsecretaria Técnica, Administrativa y Legal del ministerio de Salud bonaerense, cuya historia laboral a mayo último asciende a 386.692 pesos mensuales. Por otro lado, casi como una changuita, acumula otros 30.865 pesos por la Universidad Nacional de José Clemente Paz, la alta casa de estudios predilecta por los Kreplak.

El marido de Anadon, Nelson Alberto Periotti, fue nombrado el 12 de diciembre de 2019 como director General de Ceremonial, Protocolo y Audiencias del Honorable Senado de la Nación, puesto por el que cotiza 553.582 pesos por mes. En tanto, su padre Nelson Guillermo Periotti, hoy jubilado, es el ex director nacional de Vialidad del gobierno kirchnerista. Cabe destacar que actualmente se encuentra procesado en la causa denominada “Vialidad”, iniciada por el ex ministro de Energía, Javier Iguacel, en la que se investigan posibles irregularidades en la concesión de obras viales en Santa Cruz al empresario Lázaro Báez.

Su esposa, Irma Liliana Paredes, fue nombrada en julio de 2020 como “directora de articulación regional Patagonia de la dirección nacional de Gestión de Centros de Referencia”, actualmente dependiente de la subsecretaría de Abordaje Territorial de la secretaría de Abordaje Integral del ministerio de Desarrollo Social. Con su nivel “B grado 0” por no reunir los requisitos mínimos establecidos para el cargo, más un suplemento autorizado por función ejecutiva nivel “iii” cobra 339.240 pesos mensuales.

La hermana del marido de la cuñada de Nicolás, Evelin Liliana Periotti, también consiguió conchabo en Casa Rosada. En diciembre de 2019 fue nombrada “directora de Planificación de la dirección nacional de Contenidos de la jefatura de Gabinete de Ministros” y luego, en diciembre de 2020, fue ascendida a “directora de Producción de Contenido Digital de la dirección nacional de Producción de Contenidos de la subsecretaría de Comunicación y Contenidos de Difusión de la secretaría de Medios y Comunicación Pública de la jefatura de Gabinete de Ministros”. Su empleador, el Sistema Federal de Medios y Contenidos, le asigna 259.080 pesos por mes.

Entre los años  2006 y 2008, Periotti trabajó en Traditum SA, una empresa que actualmente hace negocios con el gobierno de Axel Kicillof. La firma está dedicada a sistemas de validación de prestaciones de salud y recetas electrónicas, entre otros servicios, para gobiernos, prepagas u obras sociales. De hecho, la directora comercial de la empresa, Mariana de Dios, llegó a viajar a Rusia en una comisión del gobiero nacional junto a Carla Vizzotti en el marco de la emergencia sanitaria.

Finalmente, una de las frutillas del postre: el hermano mayor de Nicolás, Ernesto Kreplak, ingresó a la Administración Pública Nacional en enero de 2011 y fue nombrado Juez Federal Nro. 3 de La Plata por Cristina Fernández de Kirchner en julio de 2015. Paradójicamente, el doctor Kreplak hoy tiene en sus manos la causa conocida como la “GestaPro”, por la que procesó a ex funcionarios de María Eugenia Vidal, ex miembros de la AFI y al intendente Julio Garro por una presunta “mesa judicial antisindical”. Aunque su trayectoria es lo de menos ante la cuantiosa suma recibida por el Consejo de la Magistratura, que supera el millón de pesos (1.205.412). Como si no le bastara, todos los meses sigue facturando por dos cargos docentes: en la UBA (43.818 pesos) y en la Universidad Nacional de Avellaneda (54.566).

Su esposa completa la nómina, Viviana Ayelén Schweizer. Licenciada en Psicología e “Integrante del Equipo Interdisciplinario” que colabora con las defensorías Públicas Oficiales ante los Tribunales Orales de Menores, gana 715.582 pesos por mes, sumados a 7.070 más por la fundación Universidad de Palermo.

Por ende, junto a su marido totalizan más de 2 millones de pesos mensuales, una cifra totalmente estridente ante la crisis económica que atraviesa el país y que a los Kreplak ni por asomo los roza con su perpetuación en el estado. (www.REALPOLITIK.com.ar)


¿Qué te parece esta nota?

COMENTÁ / VER COMENTARIOS

¡Escuchá Radio Realpolitik FM en vivo!